Última actualización: 03/03/2022

Un chaleco táctico tiene múltiples bolsillos para guardar cargadores de munición u otros objetos como linternas, navajas y otros tipos de armas, herramientas, etc. Suelen estar hechos de un material ligero que puede haber sido reforzado gracias al uso de placas. Además, poseen correas ajustables para que se adapten cómodamente al usuario.

El chaleco táctico es un equipo que suelen llevar los agentes de policía, el personal militar y otros guardias de seguridad. También son utilizados por cazadores, senderistas, jugadores de paintball, etc. Estos chalecos no deben confundirse con los chalecos antibalas, utilizados para protegerse de disparos en situaciones de alto riesgo.




Los mejores chalecos tácticos del mercado: Nuestras recomendaciones

Guía de compras: Todo lo que debes saber sobre los chalecos tácticos

¿Qué hace que un chaleco táctico sea bueno?

Lo primero que debes tener en cuenta es la finalidad de tu compra. Un buen chaleco táctico debe ser capaz de albergar todo tu equipo:

  • Si es para cazar, debes fijarte en cuántos cartuchos se pueden llevar en los bolsillos y si son fácilmente accesibles o no.
  • Para fines tácticos, hay diferentes tipos de chalecos disponibles que tienen características específicas como bolsillos para cargadores y otros accesorios en función de tus necesidades.

También tienes que comprobar qué material se ha utilizado en la fabricación del chaleco, ya que esto determinará su durabilidad y el nivel de comodidad al llevarlo durante largas horas. Los mejores chalecos están hechos de un material transpirable, como el nailon, que permite el flujo de aire a través del chaleco para que no te sofoques al llevarlo en entornos calurosos. Asimismo, cuenta con un juego de correas adaptables para que el chaleco se ajuste cómodamente al usuario.

Es importante que puedas moverte libremente sin sentirte agobiado, especialmente si vas a utilizarlo mientras corres o realizas alguna actividad física. Debe ser lo suficientemente cómodo como para que puedas llevarlo durante largos periodos de tiempo sin pasar demasiado calor o sudar.

Un chaleco táctico es un equipo que pueden llevar los agentes de policía, el personal militar y los guardias de seguridad. (Fuente: zabelin 65795262/ 123rf)

¿Qué tipos de chaleco táctico existen?

Hay diferentes tipos de chalecos tácticos, pero los más comunes son los portaplacas y los petos.

  • Los portaplacas: tienen mucho más espacio que los petos, por lo que son más adecuados para las personas que quieren llevar mucho equipo.
  • Los petos: son más pequeños y ligeros, por lo que son más fáciles de transportar cuando realizas otras actividades que requieren movilidad. También suelen ser más baratos que los portaplacas porque no se utiliza tanto material en su producción.

¿Quién debe usar un chaleco táctico?

Los chalecos tácticos están diseñados para las fuerzas del orden, el ejército y el personal de seguridad. Es igualmente utilizado por cazadores, senderistas, deportistas de paintball, de airsoft. En definitiva, todo aquel que necesite llevar mucho equipo o tener un acceso rápido a este mientras se desplaza.

¿Qué alternativas al chaleco táctico existen?

La primera alternativa es la mochila táctica, que puede llevarse a la espalda y tiene muchas de las características del chaleco táctico. Su diseño de saco, sin embargo, no permite coger el equipo con la misma rapidez que con un chaleco táctico, pero posee una mayor capacidad de almacenamiento.

Otra alternativa al chaleco táctico sería el cinturón táctico. Si bien este permite acceder al equipo con la misma facilidad que el chaleco táctico, la cantidad de objetos que podemos llevar en este es considerablemente menor.

(Fuente de la imagen destacada: Jackf: 133251463/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones