Última actualización: 29/03/2022

Nuestro método

29Productos analizados

50Horas invertidas

21Artículos evaluados

96Opiniones de usuarios

Una chimenea artificial es un dispositivo que reproduce el aspecto y la sensación de un fuego de leña real. Se puede utilizar para calentar tu casa, proporcionar ambiente para recibir a los invitados o como pieza decorativa en cualquier habitación.

El fuego es una llama de gas que arde dentro de la chimenea. Usa gas natural o propano como combustible, y tiene un sistema de encendido automático para iniciar el fuego rápidamente. Puedes ajustar la cantidad de calor que quieres subiendo o bajando el mando de control del termostato, situado cerca del nivel del suelo, delante de la chimenea.




Las mejores chimeneas artificiales del mercado: nuestras recomendaciones

Guía de compras: Todo lo que debes saber sobre chimeneas artificiales

Como excelente opción decorativa, una chimenea artificial puede servir como base de inspiración para un proyecto de decoración, o simplemente para complementar un espacio "sin calor" en su hogar. Tener una chimenea artificial en la habitación sería un complemento ideal, o si su habitación necesita este toque ideal. O simplemente puedes agregarlo como decoración a tu celebración.

Pies calentandose

Las chimeneas artificiales decorativas suponen una forma de calentar la casa económica, ecológica, segura y, por supuesto, muy estética. Además, son muy fáciles de instalar. (Fuente: Ozerova: 63235557/ 123rf.com)

 

¿Qué tipos de chimenea artificial existen y que las caracteriza?

Hay muchos tipos de chimeneas artificiales.

  • El tipo más común es la chimenea eléctrica, que utiliza un ventilador para soplar aire caliente a través de una abertura en la parte delantera de la unidad, creando un efecto similar al de las llamas.
  • Mucha gente prefiere las unidades alimentadas por gas o propano porque producen llamas y calor más realistas que sus homólogas eléctricas. Las unidades de gas y propano pueden instalarse tanto en el exterior como en el interior, por lo que no tienes que preocuparte de que ocupen espacio en el interior de tu casa si no es ahí donde quieres ubicarlo.
  • Si decides adquirir una para uso interior, asegúrate de que hay suficiente espacio alrededor para una ventilación adecuada, ya que algunos modelos requieren una separación adicional de materiales combustibles, como cortinas o muebles, debido a posibles problemas de sobrecalentamiento con ciertas marcas/modelos (comprueba las especificaciones del fabricante).
  • Otra opción disponible hoy en día son las estufas de leña que desprenden calor real en lugar de parecer fuegos reales, pero estas solo funcionarán correctamente cuando se utilicen en el exterior, a menos que vengan equipadas con una tecnología especial diseñada específicamente para su utilización en interiores (lo que las hace mucho más caras).

Hay algunas cosas que determinan la calidad de una chimenea artificial. Lo primero que debes mirar es la potencia calorífica de la unidad, que debe estar en kilovatios (kW). También debes asegurarte de que las llamas y los troncos sean realistas; más adelante entraremos en detalles sobre esto. Por último, tiene que haber suficiente espacio para el hogar, de modo que parezca natural cuando lo coloques delante de tu televisor u otro centro de entretenimiento.

¿Quién debe usar una chimenea artificial?

Cualquiera que quiera disfrutar del ambiente de un fuego sin todo el trabajo. Las chimeneas artificiales son estupendas para las personas alérgicas o las que no quieren lidiar con la leña y el humo. También son perfectas para los inquilinos, ya que pueden utilizarse en apartamentos en los que no se permiten los fuegos reales.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de una chimenea artificial?

Ventajas
  • Pueden emplearse en cualquier habitación de la casa, no requieren ventilación ni instalación de chimeneas y proporcionan un cálido resplandor que es perfecto para esas noches frías en las que quieres acurrucarte con tu manta favorita en el sofá.
  • El efecto de la llama también crea un ambiente acogedor que hace que parezca que siempre hay alguien en casa, ¡aunque estés únicamente por la noche! Se ha demostrado que las chimeneas artificiales también reducen los niveles de estrés al crear iones positivos que ayudan a relajar los músculos y aliviar los dolores de cabeza por tensión.
Desventajas
  • Bajo poder calorífico
  • Alto precio en la factura de la electricidad.

Criterios de compra

Lo primero que hay que tener en cuenta es que en realidad no son chimeneas reales. «Las chimeneas solo tienen nombres y formas», pero no queman leña, funcionan como calentadores conectados a la red. Por eso te compartimos algunos criterios que debes tomar antes de adquirir una chimenea artificial.

Uso

Uno de los factores más importantes es su uso. Piensa en dónde vas a utilizar este producto y para qué piensas usarlo exactamente. Otro factor relevante es tu presupuesto: ¿cuánto puedes gastar en este artículo? Si hay algún tipo de característica adicional que haga que el gasto merezca la pena, investiga si vienen como accesorios opcionales con la compra.

Material y la calidad

Debes fijarte en el material y la calidad del producto. Es relevante que tu chimenea artificial te dure varios años. Cuando busques un modelo concreto, asegúrate de que tiene garantía para que cualquier daño o defecto esté cubierto por el fabricante en caso de que aparezca más adelante durante la utilización.

(Fuente de la imagen destacada: Zac Gudakov: 95UK5aVgx54/ unsplash.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones