Última actualización: 26/05/2021

Nuestro método

7Productos analizados

21Horas invertidas

6Artículos evaluados

30Opiniones de usuarios

No hay nada mejor que disfrutar de vinos de calidad. Esta bebida es excelente compañía con las comidas, celebraciones y momentos de relajación. Aunque si quieres disfrutar de una buena botella, es importante que tengas a mano excelentes copas a la hora de servirlo. Según la copa que tengas todas las características de los vinos van a potenciarse, brindando una mejor experiencia para tus invitados.

Tal vez te preguntas cuál es la copa ideal para ti. Hay muchas entre las cuales elegir y son realmente muy variadas ¡No te preocupes! Sabemos que elegirlas puede llevar mucho tiempo, por eso hemos preparado una selección especial con lo mejor del 2021.




Lo más importante

  • Las copas de vino son elementos necesarios para apreciar correctamente el color, aroma y sabor de los vinos de calidad.
  • Hay dos características principales que dividen la oferta en el mercado y que debes considerar: de vidrio y de cristal. De acuerdo al presupuesto y el uso, será más recomendable que optes por una u otra opción.
  • En cuanto a la forma y capacidad, hay muchas opciones. Lo ideal para cubrir las distintas posibilidades y estar bien "equipados", es contar con tres tipos de copas de vino en casa: para vino tinto, vino blanco y espumosos.

Las mejores copas en el mercado: nuestras recomendaciones

Esta es nuestra selección de los mejores productos del mercado. Hemos estudiado varias opciones en vidrio, cristal, vino blanco y vino tinto. Según tu preferencia, va a ser más indicada una u otra opción. La buena noticia es que todas son de la mejor calidad.

Las mejores copas de vidrio del mercado

Las copas de vino tinto Krosno están hechas de vidrio Crystalline, de transparencia perfecta y suprema calidad. Su diseño elegante permite una correcta oxigenación del vino. Las copas de vino tinto Krosno son sólidas y resistentes a daños mecánicos. Así como también resultan aptas para el lavavajillas.

Los usuarios que han comprado este producto destacan la calidad y cuidado del embalaje, que protege a las copas con eficiencia. También resaltan la elegancia de las copas, cuyo grosor y tamaño de boca resultan ideales para degustar las características de los vinos tintos y apreciar los colores con fidelidad.

Las mejores copas de cristal según su relación calidad-precio

En este momento el producto comentado no se encuentra disponible en el proveedor. Es por eso que lo hemos sustituido por otro con similares características. Informar de un problema.

Das Problem mit diesem Produkt wurde gemeldet. Danke!

Luminarc cumple con muchos requisitos. En principio, son copas de cristal, por lo cual resultan óptimas para apreciar los colores y sutilezas del vino. Al mismo tiempo, son aptas para lavavajillas (algo que no siempre es posible con las copas de cristal). Además, sirven tanto para vino blanco como para vino tinto y tienen un precio sumamente accesible.

En su reseña, los comentarios valoran su forma y tamaño, espacio en el lavavajillas y diseño elegante. Las copas Luminarc son sumamente prácticas y resultan una muy buena opción, ya que obtendrás una buena calidad por un precio accesible.

Las mejores copas de vino blanco según su relación calidad-precio

Este modelo de Rocco Bormioli son copas de vidrio tradicionales, elegantes e ideales para el uso diario. Aparte, tienen una excelente relación calidad-precio. Poseen una capacidad de 445 ml y una altura de 21.3 cm. Están fabricadas en Italia en vidrio "star glass", con el más alto grado de transparencia.

Son una excelente opción calidad-precio para el vino blanco. Además, tienen diseño clásico, infalible y son ideales para el día a día. Los compradores destacan la calidad del vidrio, el acabado del producto, el grosor óptimo de la copa y el tamaño.

Las mejores copas de cristal en calidad óptima

Las copas de vino tino ROD Wine son de las más grandes del mercado (650 ml) y esto no es un detalle. Su tamaño permite una oxigenación óptima del vino tinto, lo que es imprescindible para mantener todos sus aromas. ROD Wine está hecho en cristal de la más alta calidad en Bohemia, en la República Checa. Es una de las regiones de fabricación de cristal más reconocidas del mundo.

Las cajas están bellamente diseñadas y no solo las protegen en el envío. Además, las copas pueden guardarse en las cajas una vez en el hogar, lo que hace de este producto un regalo perfecto y de gran categoría.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las copas de vino

Las copas de vino son sinónimo de elegancia y buen vivir. Tener buenas copas para un momento especial, es una manera de agasajar a tus allegados y de agasajarte también. Por eso, queremos contarte todo lo que debes saber para que puedas encontrar lo que estás buscando.

Es importante conocer las distintas opciones para saber qué es lo que mejor se adecúa a nuestras preferencias. (Fuente: Andrea Piacquadio/ Pexels)

¿Qué son las copas de vino y qué ventajas tienen?

Las copas de vino son los recipientes indicados para servir este tipo de bebida. Se trata de objetos de diseño funcional, estético y muy planificado. Cada tipo ha sido pensado con un fin específico, para usos y vinos determinados. Por ese motivo, su forma, altura y material de composición son importante y deben ser tenidos en cuenta.

Una copa indicada hará que tengas la experiencia única. Sentirás verdaderamente el sabor, el aroma e incluso la sensación de la bebida en boca. Es debido a que están determinados, en gran parte, por el tipo de copa que utilices. Acompáñanos por un breve recorrido a través de las diferentes ventajas y desventajas de las copas de vino.

Ventajas
  • Mejoran la experiencia
  • Mantienen la temperatura
  • Liberan aromas
Desventajas
  • Hay que saber elegirlas
  • Ocupan espacio

¿Cuáles son los beneficios de las copas de vino?

Si lo que quieres es disfrutar a un nivel óptimo de buenas opciones de vino, es imprescindible que cuentes con cristalería adecuada para tal fin. Las copas son aliadas inseparables de los vinos de calidad. Esto es así principalmente por cuatro razones:

  • Permiten una correcta oxigenación de la bebida.
  • Ayudan a que los aromas ocultos se expresen.
  • Mantienen una adecuada temperatura.
  • Mejoran la sensación del líquido en el paladar.

¿Por qué deberías comprar copas de vino?

Si eres alguien que ya conoce de esta bebida, seguramente tengas razones de sobra para comprar cristalería adecuada. En cambio, ¿recién comienzas a incursionar en el mundo enólogo, o si piensas hacerlo en el futuro?

Entonces, debes saber que el vino se aprecia y se disfruta realmente cuando se tienen en cuenta dos factores fundamentales a la hora de servirlo.

  • Temperatura adecuada: Según cada botella (a lo que las copas ayudan, ya que mantienen la temperatura).
  • Copas adecuadas: No es recomendable servirlo en un vaso, así como sería imposible tomar vino tinto en una copa de champaña.

¿Qué tipos de copas de vino hay?

Por supuesto, hay distintos tipos de copas y la variedad es realmente grande. Existen incluso modelos específicos para un solo varietal (es decir, un solo tipo de uva, como cabernet sauvignon o malbec).

En nuestros "Criterios de compra", te contaremos sobre distintas formas de copas, aunque inicialmente podemos dividirlas en dos tipos: de vidrio o de cristal.

COPAS DE VIDRIO COPAS DE CRISTAL
Dureza Son resistentes Son delicadas
Brillo Poco brillantes u opacas Muy brillantes
Fidelidad No son completamente fieles a las características de color, aroma y sabor del vino Son completamente fieles a las características de color, aroma y sabor del vino
Precio Son más accesibles Son más costosas

Copas con o sin tallo: ¿Cuáles son las mejores?

Existen copas con o sin tallo (se le llama "tallo" a la parte fina y alargada que utilizamos para tomarla con nuestras manos). El tallo cumple la función principal de evitar que las manos calienten la bebida al tocar el cáliz (el recipiente que contiene el vino).

Las copas sin tallo son copas de "puro cáliz", más similar a un vaso en apariencia. La ventaja principal es que ocupan menos espacio y son más estables. Así, dan menos chances a accidentes que impliquen derramar la bebida.

La pregunta es entonces: ¿Cuál elegir? ¿Con o sin tallo? Esto dependerá de tu gusto y necesidad. Repasemos las principales características de cada una.

  • Copas con tallo: Son elegantes y tradicionales. Permiten conservar mejor la temperatura del líquido. Son más propensas a derrames y accidentes, por ser más inestables.
  • Copas sin tallo: Son modernas y prácticas. Resultan estables y más fáciles de guardar. La bebida se calienta más fácilmente. Son indicadas para reuniones informales y de gran cantidad de gente.

Las copas de vino son elementos necesarios para apreciar correctamente el color, aroma y sabor de los vinos de calidad. (Fuente: Serezniy: 33498791/ 123rf)

¿Cuántas copas de vino debes comprar?

Por supuesto, este es un tema personal. Va a depender del tipo de vida que tengas y la cantidad de invitados que te visiten generalmente en tu hogar, entre otros. La mayoría de las copas vienen en cajas de seis unidades. No obstante, también existen algunas marcas que venden cajas de cuatro, tres e incluso de dos unidades.

Una buena opción para la mayoría de las personas es comprar una caja de cuatro o seis unidades.

Criterios de compra

La forma, la capacidad o el material, cambian el sabor y aromas en este tipo de bebidas. Tanto es así que existen diseños especiales según el tipo de vino. Una copa de champaña, por ejemplo, es totalmente distinta a una copa de vino tinto o rojo. Eso tiene una explicación en cada caso.

Veamos los principales criterios que te ayudarán a elegir la copa perfecta.

Material de la copa

¿Vidrio o cristal? Ese es el dilema. Las copas de vino vienen en ambos materiales. Si bien a los ojos inexpertos pueden resultar parecidos, lo cierto es que estos materiales son muy diferentes entre sí.

En lo que respecta a la apreciación y la experiencia de los vinos o a la utilidad que vayas a darle a las copas (si necesitas copas resistentes o elegantes, por ejemplo) va a ser más indicado elegir una u otra opción.

Veamos de qué se trata cada una de ellas.

  • Copas de vidrio: Son mucho más resistentes y livianas que las de cristal. También son bastante más gruesas. Pueden ser una buena opción si necesitas comprar una gran cantidad de copas para un evento y no quieres gastar tanto. O si tienes que utilizarlas en un restorán y necesitas copas más resistentes.
  • Copas de cristal: En realidad, suelen ser ideales para la mayoría de los casos. Las copas de cristal son mucho más brillantes que las de vidrio y resultan completamente incoloras. Esto permite apreciar verdaderamente los colores y características visuales del vino. Además, son mucho más delgadas (lo cual ayuda a conservar la temperatura) y permiten una mejor apreciación de los sabores.

Forma de la boca

¿Boca ancha o angosta? Según el tipo de vino del que se trate, va a ser más recomendable el uso de copas de vino de una forma u otra. Por eso, vamos a contarte las características de cada tipo y para qué están hechas.

  • Copas de vino tinto: Suelen ser bocas más anchas que altas. Cuanto más tiempo de guarda (añejamiento del vino en barricas de roble) tenga el vino tinto, más ancha debe ser la copa que utilices. Las bebidas que tienen mucha "madera", es decir, mucho tiempo de guarda en barricas, necesitan de copas llamadas "balón". Este tipo de copas permite que se oxigene y libere los aromas guardados.
  • Copas de vino blanco: A diferencia de los tintos, los vinos blancos son en general vinos jóvenes y frescos. El tipo de aromas ligeros que contienen (manzana, hierba recién cortada o pera, entre otros) ascienden fácilmente dentro de la copa. Es por eso que para estos se utilizan copas más altas que anchas. Ejemplos de este estilo de copas de vino serían la copa "Chardonnay", la copa "tulipa" o la copa "Sauternes".
  • Copas de vino espumoso: Se conocen como "espumosos" o "espumantes" aquellos con burbujas, como el "Champagne" o el "Prosecco". Para este estilo de vinos se utilizan las llamadas copas "flauta", delgadas y alargadas. Estas permiten el ascenso de las burbujas y la formación de la corona (esa espuma característica) en la superficie.

Las copas de vino son verdaderas aliadas de esta bebida y ayudan a sacar lo mejor de ella. (Fuente: Tolipov: 89919915/ 123rf)

Capacidad de la copa

La copa genérica de degustación, conocida como AFNOR (sigla de Asociación Francesa de Normalización), mide 15,5 centímetros de alto. Su cáliz tiene un diámetro de 6,5 centímetros. Su capacidad es mayor, aunque la medida de vino sugerida para esta copa es de 50 mililitros.

Sin embargo, el diámetro, el ancho, la altura y el tipo de cristal de una copa, se deben adaptar a las características de cada tipo de vino. Como vimos en el criterio de compra, los tintos deberán servirse en bocas anchas según su relación de madera. Y las copas de vino blanco deben ser más altas y angostas cuanto más jóvenes sean.

Altura de la copa

La altura está dada por la suma del cáliz (el recipiente que contiene al vino) y el tallo, que es el sector desde el cual la tomamos. Las copas de vino blanco tienen tallos más largos, ya que el tallo posibilita que podamos sostener la copa sin transmitir calor a la bebida. Esto es especialmente importante, debido a que habitualmente se toman fríos o frescos.

  • Copas de vino tinto: Hay diversas alturas, pero podemos nombrar dos de las más comunes. La copa "Burdeos" es una copa de vino tinto acampanada que ayuda a la oxigenación. Tiene una altura de 245 mm y una versión "gigante", con una altura de 270 mm.
  • Copas de vino blanco: Existe un modelo genérico para este tipo de vinos, que es muy similar en diseño a la copa "Burdeos". La diferencia radica en su tallo más largo, para evitar que la bebida se caliente, y en su boca más angosta, ya que los blancos no requieren tanta oxigenación como los tintos. La altura de la copa de vino blanco es de 260 mm.
  • Copas de vino espumoso: Las llamadas copas flautas tienen una altura de 245 mm. Alargadas y angostas, permiten que se observe el recorrido de las burbujas en su ascenso. A diferencia de las antes mencionadas (que se llenan solo en una tercera parte), las copas flauta se llenan en tres cuartas partes.

Resumen

Las copas de vino son verdaderas aliadas de esta bebida y ayudan a sacar lo mejor de ella. Para los que recién empiezan, puede ser una buena idea tener un equipo básico (solo uno o dos tipos de copas, por ejemplo). Luego podrían ir comprando más específicas y técnicas, en la medida en que te interese profundizar.

Cuanto más sepas de vino, más sabrás sobre copas. Se trata de una pareja inseparable. Una pareja brillante que se ha unido con el fin de deleitar a las personas y crear buenos momentos.

(Fuente de la imagen destacada: Yastremska: 122529360/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones