0-Cubrecamas
Última actualización: 08/10/2020

Nuestro método

19Productos analizados

21Horas invertidas

28Artículos evaluados

82Opiniones de usuarios

Los cubrecamas, más conocidos como colchas en España, han pasado de ser un artículo de lujo para unos cuantos afortunados a ser elementos imprescindibles en el dormitorio. Es precisamente en la estancia principal del hogar donde se integran en la decoración, ofreciendo una imagen casual o elegante, dependiendo de nuestros objetivos a la hora de combinar colores y materiales.

En los meses estivales es cuando cobran más relevancia los cubrecamas tras sustituir a edredones y nórdicos, ropa de cama más adecuada para el tiempo más frío. Elegir un buen cubrecama parece muy sencillo, pero siempre hay características que no debes de obviar, de ahí la realización de esta guía que esperamos te ayude a realizar una buena adquisición. Presta atención.




Lo más importante

  • Los cubrecamas son piezas de tela rectangulares que se colocan sobre las sábanas y que tienen un uso estrictamente decorativo o más funcional, como ropa de cama de abrigo para los meses de otoño o primavera.
  • Aunque sean de verano, tipo capa, por ejemplo, son piezas de tela que logran un aislamiento térmico mayor que una sábana, además de proteger a estás de partículas de polvo o alérgenos.
  • Antes de decidirte por uno, es importante que sepas qué uso le vas a dar, qué tejido es el más adecuado a tus necesidades o qué medida necesitas, un aspecto éste último de gran importancia para no errar en la compra.

Los mejores cubrecamas del mercado: nuestras recomendaciones

Las colchas o cubrecamas son un elemento decorativo más de un dormitorio, pero además cumplen diversas funciones, entre ellas proteger las sábanas. Seguidamente, hemos preparado para ti una cuidadosa selección con los mejores artículos del mercado. Por supuesto, la calidad tiene un precio, pero si tu presupuesto es ajustado también tenemos cubrecamas para ti.

El mejor cubrecamas hecho 100% en algodón

En este momento el producto comentado no se encuentra disponible en el proveedor. Es por eso que lo hemos sustituido por otro con similares características. Informar de un problema.

Das Problem mit diesem Produkt wurde gemeldet. Danke!

Esta manta con patrón de waffle es ideal para sofá o para camas. Está confeccionada 100% enalgodón de 405 gramos. Esto le dará una sensación suave y agradable para aquellas personas con sensibilidad en la piel.

Hecho con materiales ultra suaves proporcionan una sensación de confort y calidez superior durante toda la noche. Disponible en tres colores, irá perfecto con cualquier decoración que tengas en tu hogar.

Evaluación editorial: Acurrúcate con este suave y esponjoso sobrecama para disfrutar de un sueño ligero y feliz. Además, te gustará saber que se puede lavar a máquina.

El mejor cubrecamas reversible

En este momento el producto comentado no se encuentra disponible en el proveedor. Es por eso que lo hemos sustituido por otro con similares características. Informar de un problema.

Das Problem mit diesem Produkt wurde gemeldet. Danke!

Este cubrecama es amigable con el medio ambiente. Además, su tejido permite que la piel respire libremente. Es suave, de buena calidad, cómodo. Por si fuera poco, el estampado es de máxima solidez.

Posee colores muy bonitos en su diseño de patrones y es un producto infaltable durante los meses calurosos. Por otro lado, si quieres cambiar la decoración de tu habitación, podrás voltearlo y encontrar una sobrecama lisa del otro lado.

Evaluación editorial: Es una colcha muy versátil y fácilmente adaptable al estilo que haya en tu hogar, ya que es reversible. Es suave, cómoda, moderna y funcional. ¡No se podría pedir más!

El mejor cubrecamas clásico

Este cubrecamas cuenta con una estupenda relación calidad-precio y está confeccionado en loneta de 180 gramos. Puedes encontrarlo en varios colores, aunque todos ellos son clásicos y atemporales.

Es una colcha fina, ideal para utilizar en noches frescas de verano. Es de fácil planchado y mantenimiento, y se encuentra disponible en una gran variedad de tamaños.

Evaluación editorial: Cubrecamas ideal para los meses de primavera y verano. Puede sustituir perfectamente las prendas de abrigo.

El mejor cubrecamas de verano

Colcha fina de verano decorativa, ideal para sustituir las prendas de abrigo. La pieza está compuesta por un 50% de algodón y un 50% de poliéster.

Es veraniega, ligera y está disponible en varias medidas y colores. Es fácil de mantener y protege tu cama o tu sofá de forma sencilla, cómoda y funcional.

Evaluación editorial: Para los que desean un producto ligero y decorativo, que se pueda lavar repetidamente, con excelente duración y rendimiento.

El mejor cubrecamas con diseño de parches

El patrón acolchado tiene un diseño reversible en ambos lados para que puedas usar los dos colores atemporales según tu estado de ánimo. Los fantásticos colores harán que tu dormitorio luzca cálido y brillante.

Hecho de microfibra de 100 % algodón para ofrecer una resistencia y una suavidad excepcionales. Lavable a máquina con agua fría y se puede secar y planchar.

Evaluación editorial: Ofrece una estética bonita y atemporal y se puede combinar fácilmente con la decoración del entorno.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los cubrecamas

El cubrecama no deja de ser una pieza de tela que se coloca sobre la cama, preferiblemente en los meses estivales, de ahí que también se denomine colcha de verano. El estampado es esencial por su importante función decorativa, pero además hay otros aspectos relevantes a la hora de elegir este artículo, como demuestran las preguntas más frecuentes de los usuarios.

Mujer en bodega buscando cubrecamas

En general, los cubrecamas incluyen en su composición algodón y poliéster en distintos porcentajes. (Fuente: Filimonov: 56559256/ 123rf.com)

¿Qué son exactamente los cubrecamas y qué tipos hay?

Los cubrecamas son cobertores o piezas de tela rectangulares que se colocan sobre la cama a modo de abrigo ligero o como función meramente ornamental y decorativa. También se denominan “sobrecamas” o colcha de verano. Es decir, y como este último nombre indica, generalmente se utilizan en los meses más cálidos.

Los cubrecamas también es posible encontrarlos más gruesos, con un ligero relleno que sirve como ropa de abrigo en otoño, pero de todas maneras hay varios tipos de cubrecamas, como veremos a continuación en la siguiente tabla:

Tipos de cubrecamas ¿Cuáles son sus características?
Bouti Cubrecama ligeramente acolchado y ideal para las noches de verano. Con un relleno ligero, pueden ser reversibles y son indicados para otoño y primavera.
Jacquard Es un sistema utilizado en los telares para crear un dibujo en la tela, mezclan hilos de diversos colores y grosores. Suelen usar algodón 100 %.
Piqué Suele estar elaborados en algodón y poliéster se utilizan por una sola cara y suelen ser muy ligeros. Se conocen también como colchas “pañuelo”.
Capa Es el cubrecama más ligero y por eso se le denomina también “colcha de verano”. Tiene apenas el grosor de una sábana y suele estar elaborado con tejidos naturales.
Patchwork Suelen contar con vistosos colores y están indicados para otoño o primavera. En la composición suelen incluir lanas y fibras como el poliéster.

¿Cuáles son los cubrecamas de verano por excelencia?

Los cubrecamas o colchas de verano se diferencian de los demás porque no son acolchados ni incluyen ningún tipo de relleno. Son livianos y ligeros, aunque tienen más cuerpo o solidez que una sábana. Entre ellos, y siguiendo la tabla de los diferentes tipos de cubrecamas, se encuentran los de piqué, los Jacquard y los capa.

¿Cuáles son las ventajas de los cubrecamas?

Los cubrecamas o las colchas aportan unos beneficios muy interesantes en relación a los edredones o los nórdicos, cobertores exclusivamente diseñados para los meses más invernales. El “Bouti”, por ejemplo, puede ser considerado como una evolución del edredón, pero mucho más ligero. Veamos las ventajas que supone recurrir a los cubrecamas:

  • Ligereza. Son más ligeros que los edredones y puedes prescindir de las mantas, con lo que te sentirás más libre y liviano.
  • Función ornamental o decorativa. Si combinas los cubrecamas con cojines y cortinas, conformarás un elegante diseño en tu dormitorio sin necesidad de grandes desembolsos económicos.
  • Menor peso. Los cubrecamas pesan mucho menos que un edredón o un nórdico, por lo que te sentirás más cómodo durante el sueño nocturno.
  • Eficaces. No debemos olvidar la funcionalidad de los cubrecamas, que otorgan más aislamiento térmico que unas simples sábanas.
  • Todas las estaciones. Los cubrecamas, aunque ligeros, sirven para todas las estaciones del año si elegimos alguno con relleno, como los “bouti”. Con ellos solo necesitarás añadir una manta en los meses más fríos.

¿Cuál es la diferencia entre los cubrecamas “Bouti” y los edredones?

Un cubrecama “Bouti” es una colcha ligeramente acolchada, perfecta para las noches estivales más frías o para estaciones como el otoño o la primavera. Es más ligero que un edredón, que solo utilizamos durante los meses más fríos. Al contrario que con los edredones, podemos recurrir al cubrecama “Bouti” durante todo el año si añadimos una manta en invierno.

Los cubrecamas o colchas que incluyen un relleno ligero cuentan con un gramaje determinado, que puede llegar hasta 150 gramos (gr), mientras que en los edredones puede alcanzar hasta 250 gr.

“Bouti” procede del francés y se refiere a las telas acolchadas originarias del sur del país galo. En concreto, hace referencia a los pespuntes que evitan que el relleno de la tela se desplace.

¿Cuáles son las medidas de las camas y los correspondientes cubrecamas?

Si estamos a un paso de adquirir un cubrecama debemos tener claro para qué tipo de cama lo queremos y también qué medidas debe de tener nuestra colcha favorita. Por este motivo, hemos confeccionado una tabla para que puedas orientarte con objetividad y no pierdas el tiempo midiendo cuando es mucho más fácil orientarse por estos datos:

Medidas cama Medidas cubrecamas
Individual de 80 cm 185 x 270 cm
Individual de 90 cm 185 x 270 cm
Individual de 105 cm 200 x 270 cm
Double 135 cm 235 x 270 cm
Matrimonio 150 cm 250 x 270 cm
Queen Size 160 cm 250 x 270 cm
King Size 180-200cm 280 x 270 cm

¿Existe otra fórmula para determinar el tamaño de los cubrecamas?

Sí, puedes guiarte por la tabla, pero también puedes recurrir a una fórmula específica. Para saber qué ancho necesitas, solo tienes que sumar el ancho y el largo de tu colchón. Al resultado le sumas 50 cm y ya tienes el ancho ideal para tu cubrecama. De esta manera, la tela ocultará la estructura de tu cama y contarás con una elegante disposición de la colcha.

cumbre camas desordenado

Si quieres que te duren los cubrecamas es necesario que sigas unas pautas de limpieza periódicas. (Fuente: Kryvosheieva: 106292648/ 123rf.com)

¿Cuáles son los tejidos más habituales en los cubrecamas y cuáles son sus diferencias?

Generalmente, los cubrecamas incluyen en su composición algodón y poliéster en distintos porcentajes, además de otros materiales y fibras que pueden variar según los distintos artículos. Como el poliéster y el algodón son tan comunes, a continuación te ofrecemos una tabla con sus ventajas e inconvenientes para que sepas un poco más sobre estos tejidos:

Tipo de fibra Ventajas Desventajas
Algodón Es hipoalergénico, es fácil de teñir, sin productos químicos al ser una fibra natural y soporta altas temperaturas. Es poco elástico, encoge, precios elevados y se desgasta con el paso del tiempo.
Poliéster Resistente, no se arruga, fácil de teñir y no encoge. No absorbe la humedad, produce electricidad estática, no respira y ciertas manchas no se eliminan bien.

¿Por qué muchos cubrecamas incluyen un 50% de algodón y un 50% de poliéster?

Por varios motivos, pero uno de los principales es que el poliéster abarata los costes de producción del algodón. La mezcla de la fibra sintética y natural incrementa la resistencia del algodón, pero también disminuye su capacidad de absorbencia. Pese a ello, la combinación de ambas consigue que los cubrecamas eviten el planchado y ofrezcan mayor suavidad al tacto.

ShakesperareEscritor y poeta inglés
"Estamos hechos de la misma materia que los sueños y nuestra pequeña vida termina durmiendo".

¿Qué mantenimiento requieren los cubrecamas?

Parece una obviedad, pero si quieres que te duren los cubrecamas es necesario que sigas unas pautas de limpieza periódicas. Por ejemplo, es importante airear a diario esta pieza de ropa de cama y al menos diez minutos. En el siguiente listado, puedes ver los pasos más importantes a seguir para que tu colcha o cubrecama dure mucho tiempo:

  • Instrucciones del fabricante. Es importante que te fijes en la etiqueta para seguir las recomendaciones del fabricante.
  • Lavado antes de almacenaje. Debes tener en cuenta que es crucial que laves los cubrecamas antes de guardarlos para una próxima temporada, así evitarás que se acumule la suciedad. El programa, como máximo, a 30 grados.
  • Tipo de detergente. Utiliza siempre jabones neutros. No uses jamás lejía.
    Bordes y laterales. Antes de lavar, fíjate bien en bordes y laterales de los cubrecamas porque suelen acumular suciedad. Si es necesario, lávalos a mano antes de meterlos en la lavadora.
  • Secado. Es conveniente que seques los cubrecamas al aire libre, teniendo cuidado que el sol no incida directamente.
  • Cuidados. También es importante que introduzcas saquitos aromáticos en las fundas de almacenaje para que se conserve la frescura de la ropa recién lavada.

¿Cómo debo almacenar los cubrecamas?

Una opción interesante es que utilices bolsas de almacenaje al vacío. Son muy económicas y puedes reducir el volumen en un santiamén recurriendo a un aspirador. Así, evitas cualquier tipo de olor en tus colchas y las tendrás perfectas para la próxima temporada. No las guardes en cartón para evitar los insectos y recuerda que deben almacenarse en lugares sin humedad.

Criterios de compra

Si has llegado hasta aquí, ya sabes mucho más sobre los cubrecamas, una pieza de ropa que da mucho juego en la decoración de un dormitorio y que además también puede servir como elemento de abrigo. Hay una serie de criterios importantes a observar antes de su adquisición, como puedes ver a continuación en el siguiente listado. ¡No te los pierdas!

Uso

Antes de nada, tienes que saber qué uso tienes pensado darle al cubrecama que vas a comprar. Si solo lo quieres como funda para un sillón, bastará con cubrecamas finos, pero si tu intención es que también te sirva de abrigo, una buena opción son los cubrecamas “Bouti”. Al contar con un ligero relleno, te servirán para abrigarte en otoño y primavera.

Dos mujeres observando cubrecamas

Existe una amplia gama de diseños de cubrecamas, cada uno diferente dependiendo de los fabricantes. (Fuente: Honcharuk: 100862840/ 123rf.com)

Medidas

Ya hemos abordado esta cuestión en una pregunta de la guía de compras, pero ahora vamos a profundizar un poco más. Necesitas tener en cuenta la altura de la cama, que suele ser de 50 centímetros. Si el colchón es más alto de lo normal, la altura será mayor, por lo que necesitarás un cubrecama más ancho.

Es sencillo, si tu cama es de 150 cm, pero la altura de la misma es mayor de 50 cm, escoge cubrecamas para camas de 180 cm. Así, evitarás que la colcha se quede corta por cada lado.

Composición

La composición de los tejidos de los cubrecamas puede variar enormemente, pero si son de verano es habitual que se utilicen tejidos naturales, como el algodón, porque absorben humedad (sudor, por ejemplo) y son más eficaces. Los cubrecamas más económicos utilizan fibras sintéticas. La mejor opción es una proporción adecuada y de al menos un 50% de algodón.

Diseño

Existe una amplia gama de diseños de cubrecamas, cada uno diferente dependiendo de los fabricantes. Para llegar a un equilibrio armónico entre los restantes objetos del dormitorio, procura escoger diseños lisos si las cortinas o paredes son estampadas. Si todo es liso en la estancia, entonces tienes vía libre para escoger los más variados colores para tus cubrecamas.

Antonio MachadoEscritor y poeta español
"Si es bueno vivir, todavía es mejor soñar y, lo mejor de todo, despertar".

Reseñas y comentarios de usuarios

No dejes de leer las puntuaciones y los comentarios de los compradores en Amazon. A veces, las reseñas incluyen aspectos técnicos que se nos pueden haber pasado de largo y que quizá sean de tu interés. Además, te pueden ayudar a valorar adecuadamente los productos, por lo que te vendrá bien a la hora de decantarte por los cubrecamas más adecuados a tus necesidades.

Resumen

Los cubrecamas o colchas son piezas de tela que generalmente tienen un fin decorativo en el dormitorio durante los meses más calurosos. Poco más gruesos que una sábana, en los últimos años han aparecido en el mercado los cubrecamas “Bouti”, un tipo de ropa de cama en transición al edredón y que también tiene una función de abrigo, aunque con menos grosor.

Ya sea “Bouti” o capa, lo cierto es que los cubrecamas son un elemento que “viste” nuestras camas y que hay que elegir bien para no errar en la compra. El tejido, las medidas o el uso que le vas a dar a esta tela son aspectos cruciales que debes contemplar para comprar realmente el que más necesitas. ¡No lo olvides y fíjate bien en los criterios de compra!

Si te ha gustado la guía sobre los cubrecamas, comparte para que los demás puedan saber un poco más sobre ellos. Si lo prefieres, déjanos un comentario y estaremos encantados de contestarte. ¡Muchas gracias!

(Fuente de la imagen destacada: Melnikov: 78586856/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones