espumador de leche

¿Eres de los que todavía piensan que el café siempre sabe mejor en las cafeterías o bares? Eso es porque todavía no has descubierto los espumadores de leche. Con estos utensilios tan sencillos de utilizar y tan prácticos, podrás convertirte en un auténtico barista desde la cocina de tu propia casa.

Tanto si es la primera vez que oyes hablar sobre ellos como si has llegado hasta aquí en busca de información porque ya estás pensando en hacerte con un espumador de leche, estás en el lugar adecuado. En la guía de hoy, queremos contártelo todo sobre estos innovadores dispositivos. ¿Nos acompañas?

Lo más importante

  • Un espumador de leche es un electrodoméstico capaz de otorgarle a la leche una textura espumosa o de crema, ideal para acompañar un café y disfrutar de él como todo un profesional.
  • En la actualidad, los espumadores de leche han salido de los bares y cafeterías y han llegado a nuestras casas, donde ya podemos beneficiarnos de todas sus ventajas de una manera rápida, cómoda y económica.
  • A la hora de elegir el espumador de leche que más se adapta a nuestras necesidades, es fundamental que tengamos en cuenta aspectos como el tipo, la capacidad, la potencia o las dimensiones.

Los mejores espumadores de leche del mercado: nuestras recomendaciones

Aunque no lo creas, los espumadores de leche han cambiado muchas vidas. Por ello, antes de sumergirte de lleno en el mundo de los espumadores de leche y abrir un nuevo abanico de posibilidades a tus cafés mañaneros, déjanos hacerte alguna que otra recomendación. Los que encontrarás a continuación, son los mejores espumadores de leche del mercado. ¡Fíjate bien!

El espumador de leche favorito de los usuarios online

Quizá sea por su bajo nivel de ruido, por su doble cabezal batidor o por su rapidez (puede espumar la leche en tan solo diez segundos), pero lo cierto es que los usuarios online han valorado este espumador de leche hasta elevarlo a la categoría de Amazon’s Choice.

Además, está fabricado en acero inoxidable y plástico ABS de calidad alimentaria, por lo que es completamente seguro y fácil de limpiar.

El espumador de leche más completo

Este espumador de leche cuenta con cuatro funciones diferentes que permiten preparar la leche con diferentes texturas de espuma. Tiene un diseño compacto, con un acabado metálico antiadherente que lo hace fácil de utilizar y completamente seguro. Además, cuenta con un sistema de apagado automático.

Este producto cuenta con el certificado ETL y está equipado con un control de temperatura Strix.

El espumador de leche más potente

El tercer espumador de leche que te presentamos se caracteriza por su gran potencia (450 W), que permite calentar la leche en ciento veinte segundos y crear espuma fría en tan solo noventa. Cuenta con tres funciones para calentar, espumar o realizar las dos funciones al mismo tiempo.

En su fabricación solo se han utilizado materiales libres de BPA (bisfenol A) y el recubrimiento es antiadherente.

El mejor espumador de leche manual

Aunque los más vendidos en la actualidad son los espumadores de leche automáticos, todavía hay quien prefiere utilizar los manuales. Si es tu caso, esta es la mejor opción. Se trata de un espumador de leche con la forma tradicional, muy compacto y con un diseño muy resistente e higiénico.

Es muy fácil de utilizar, únicamente habrá que poner la leche en la jarra, colocar el émbolo y bombear.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los espumadores de leche

Como ya habrás podido intuir, el gran secreto de los riquísimos cafés que degustamos en los bares y cafeterías es el uso de un espumador de leche. A pesar de sus grandes beneficios, todavía no es un producto demasiado utilizado en los hogares. Esto se debe, en gran medida al desconocimiento. Pero, se acabó, hoy te lo contamos todo. ¡Toma nota!

Mujer con maquina espumadora

Un espumador de leche es un utensilio muy compacto, apenas ocupará espacio en tu cocina. (Fuente: Yamuangmorn: 121280664/ 123rf.com)

¿Qué es un espumador de leche y para qué sirve?

Empecemos por el principio. Por si andas un poco perdido, te diremos que un espumador de leche es un aparato capaz de crear esa textura espumosa o cremosa que tanto nos gusta en nuestro café. El motivo por el que están siendo cada vez más demandados es su rapidez y la calidad de sus resultados.

¿Por qué debería tener un espumador de leche?

Como es lógico, cuando vamos a incluir un utensilio nuevo en nuestra cocina, siempre nos preguntamos por su utilidad. Vamos a ser realistas, en el caso de los espumadores de leche, no se trata de un dispositivo esencial, pero, sobre todo para los amantes del buen café, puede cambiar muchas cosas. Además:

  • Un espumador de leche es un utensilio muy compacto, apenas ocupará espacio en tu cocina.
  • Es un utensilio económico.
  • Es fácil de utilizar y los resultados son realmente buenos.
  • Son muy rápidos.
  • Son fáciles de limpiar y no requieren demasiado mantenimiento.
  • Sirven tanto para café como para batidos o casi cualquier bebida que lleve leche.

¿Qué tipos de espumador de leche existen?

Ahora sí que sí. Vamos a lo que de verdad importa. Cuando emprendas la búsqueda del espumador de leche ideal para ti, te darás cuenta de que existen tres tipos principales:

  • Espumador de leche manual: el modelo más tradicional, el clásico de siempre. Se trata de un recipiente con un émbolo que activamos manualmente hasta crear la espuma deseada. Este tipo de espumadores también pueden calentar la leche.
  • Espumador de leche eléctrico: los grandes demandados de la actualidad. Sus características innovadoras permiten espumar la leche a gran velocidad y con unos resultados excepcionales. En este caso, van enchufados a la electricidad.
  • Espumador de leche de mano: a medio camino entre los dos anteriores. Este tipo de espumadores funcionan con pilas, batería o cable y tienen un agarre ergonómico muy cómodo de utilizar. Sin embargo, se accionan como si fuera una batidora de mano.

Por supuesto, también podemos mencionar las llamadas “varillas de vapor”, que son las que utilizan en los bares y cafeterías para espumar la leche, pero son demasiado profesionales para un uso doméstico regular. Además, debes tener en cuenta que muchos de los modelos actuales de cafeteras ya vienen con espumador incluido.

Leche

Sirven tanto para café como para batidos o casi cualquier bebida que lleve leche.
(Fuente: Belchonock: 109479688/ 123rf.com)

¿Cómo se utiliza un espumador de leche?

A la hora de hablar sobre el modo de uso de los espumadores de leche, nos vemos inevitablemente en la obligación de diferenciar entre los distintos tipos. Tranquilo, los tres son realmente fáciles de utilizar. De hecho, esa es una de las ventajas que habíamos establecido para estos utensilios, ¿recuerdas?

Espumador de leche manual Espumador de leche eléctrico Espumador de leche de mano
Introduce la leche en el espumador, coloca el émbolo en su posición y acciónalo hasta conseguir la textura deseada. Introduce la leche en el espumador y acciona el dispositivo, él solo hará el trabajo. Introduce la leche en un recipiente de acero inoxidable, coloca el cabezal del espumador más o menos a un centímetro de profundidad y en un lateral, acciónalo en su potencia más baja y ve incrementándola hasta conseguir la textura deseada.

¿Cómo debo limpiar mi espumador de leche?

Como sabrás, la clave para que cualquier utensilio dure más tiempo es cuidarlo con mucho mimo. Pues bien, lo mismo ocurre con los espumadores de leche. Pero, si estás pensando que se tratará de una tarea difícil, quítate esa idea de la cabeza. Eso sí, la limpieza también depende del modelo. Empecemos por los espumadores de mano:

  • Desmonta el cabezal, ya que es lo único que se puede sumergir en el agua. Si no se puede desmontar, presta atención a no mojar la parte en la que se encuentran las pilas o la batería.
  • Lava el cabezal con agua y jabón.
  • Asegúrate de secarlo completamente antes de guardarlo para evitar que los materiales se dañen con la humedad.

Respecto a los espumadores automáticos:

  • (Aunque parezca obvio) Desenchufa el espumador de la corriente antes de que entre en contacto con el agua. También es muy recomendable esperar a que se haya enfriado del todo.
  • Normalmente, este tipo de espumadores vienen con un espiral desmontable. Esta es la única pieza que debes extraer y lavar directamente con agua y jabón.
  • Para limpiar el interior del espumador, lo mejor es que te ayudes de un paño húmedo, a poder ser de microfibra (para no dañar el material). Frota con cuidado todo el interior hasta eliminar cualquier resto de leche.
  • Seca todas las piezas y vuelve a colocar el espiral en su sitio.

¿Ves qué fácil? Por último, si eres un amante de los clásicos y te has decantado por un espumador de leche manual, no debes preocuparte, ya que no contienen ninguna pieza que pueda dañarse con el agua. Simplemente, desmóntalo todo lo que puedas para limpiar con mayor facilidad cada pieza y asegúrate de que quede completamente seco.

Mujer sirviendo leche

Un espumador de leche es un electrodoméstico capaz de otorgarle a la leche una textura espumosa o de crema, ideal para acompañar un café y disfrutar de él como todo un profesional. (Fuente: Zinkevych: 123851921/ 123rf.com)

¿Se puede utilizar cualquier tipo de leche con un espumador de leche?

Esta es una de las preguntas sobre los espumadores de leche más difíciles de responder, principalmente porque no hay una respuesta única. Seguramente, si hablas con un italiano (la Meca del Arte Latte), te dirá que la única leche apta para espumar es la entera. Sin embargo, lo cierto es que todos los tipos de leche se pueden espumar, pero con algunas diferencias:

Tipo de leche ¿Se puede espumar?
Leche entera Es la que más difícilmente se espuma, pero con la que se obtienen los mejores resultados. Esto sucede gracias a la grasa.
Leche semidesnatada Se espuma bastante rápido y, como tiene algo de grasa, los resultados también son bastante buenos.
Leche desnatada La ausencia de grasa hace que la espuma de este tipo de leche sea la menos estable. Sin embargo, es con la que más rápido se consigue la espuma.

¿Algún consejo para conseguir los mejores resultados con el espumador de leche?

¡Por supuesto! Para eso estamos. Si bien lo principal para conseguir los mejores resultados, y sacarle el mayor partido posible a nuestro espumador de leche, es seguir cuidadosamente los pasos que hemos mencionado anteriormente, hay algunos trucos que no está de más que conozcas y que le otorgarán la categoría de “profesional” a tus cafés o bebidas:

  • Siempre que vayas a espumar leche, es mejor que esté fría.
  • Si vas a utilizar un espumador de leche de mano, lo ideal es que utilices un recipiente de acero inoxidable para que el calor se transmita rápidamente.
  • Cuando ya hayas espumado la leche, dale unos toquecitos a la jarra por la parte inferior, esto ayudará a estabilizar la espuma.
  • Los expertos recomiendan servir la espuma a una temperatura alrededor de los setenta grados.
  • Si vas a utilizar un espumador de leche de mano, evita introducirlo hasta el fondo del recipiente. Con que lo sumerjas un centímetro en la leche (siempre en un lateral) es más que suficiente.
comprarmicafetera.comPágina web

“Una buena espuma de leche no solo resulta agradable al paladar -la emulsión potencia el dulzor de la leche fresca-, sino que sirve para crear en su superficie vistosos dibujos y figuras en lo que se ha dado en llamar Arte Latte“.

Criterios de compra

Una vez que las preguntas más recurrentes han quedado resueltas, seguramente estés pensando en hacerte con un espumador de leche. Pues bien, si ese es el caso, tenemos una última sección para ti. En ella, describimos los principales factores que se deben tener en cuenta durante la búsqueda del espumador de leche que nos alegrará los cafés de ahora en adelante. ¡Aquí van!

Tipo

Como no podía ser de otra manera, lo primero que debemos valorar en el momento de la compra de un espumador de leche es cuál de los tipos es el que más nos conviene. Puesto que los resultados de los tres tipos (manual, eléctrico y de mano) son bastante parecidos, a la hora de tomar esta decisión deberemos basarnos en aspectos como el uso que le vamos a dar.

Si bien todos los tipos son fáciles de utilizar, no podemos comparar la practicidad de los espumadores eléctricos con la de los manuales. Por ello, si lo vamos a utilizar todos los días, lo mejor es optar por una de las opciones más automáticas, ya que nos resultarán mucho más cómodas. Pero, claro, el atractivo de los clásicos no tiene igual.

Hombre con maquina espumadora

Los espumadores de leche han salido de los bares y cafeterías y han llegado a nuestras casas, donde ya podemos beneficiarnos de todas sus ventajas de una manera rápida, cómoda y económica. (Fuente: Chulajata: 37507174/ 123rf.com)

Capacidad

También muy relacionado con la frecuencia de uso y con las personas que lo van a utilizar, debemos fijarnos en la capacidad que nos ofrecen los diferentes modelos de espumador de leche. Una vez que ya nos hemos decantado por uno de los tres tipos principales, habremos descartado bastantes modelos, por lo que la búsqueda se va volviendo cada vez más fácil.

En lo que respecta a la capacidad, es fundamental que seamos conscientes que la espuma de leche no se puede hacer en cantidades industriales, ya que no quedaría igual de bien. Lo más recomendable es contar con un espumador con capacidad para 200 mililitros de leche y 100 mililitros de espuma.

Con eso es más que suficiente para varias tazas.

Eso sí, estas indicaciones solo sirven para los espumadores eléctricos y los manuales, ya que, en el caso de los de mano, serás tú quien ponga el recipiente. De todas maneras, guíate por estas indicaciones también a la hora de elegir el recipiente que utilizarás con el espumador de mano para asegurar los mejores resultados.

Potencia y tiempo de espumado

En tercer lugar, nos gustaría hablar sobre uno de los aspectos más importantes: el tiempo de espumado. Partiendo de la base de que el espumador de leche no es un utensilio “necesario”, sino que se trata de un dispositivo que mejorará nuestra experiencia, es fundamental que funcione de una manera eficaz y rápida.

Para los espumadores eléctricos, la potencia máxima suele ser de unos 450 vatios, que permite espumar la leche en tan solo treinta segundos. Los de mano son algo menos potentes, pero también trabajan bastante rápido, entre los treinta segundos y algo más de un minuto. Por su parte, los manuales tardarán un poco más.

vaso de leche

Si vas a utilizar un espumador de leche de mano, lo ideal es que utilices un recipiente de acero inoxidable para que el calor se transmita rápidamente. (Fuente: Kaewsai: 53556608/ 123rf.com)

Dimensiones y almacenaje

Por último, siempre que estamos planteandonos introducir un elemento nuevo en nuestra cocina, es indispensable que pensemos en el almacenamiento. Si bien los espumadores de leche no son dispositivos de gran tamaño, es importante que busquemos siempre los modelos más compactos para poder guardarlos cómodamente.

Resumen

¿Un café de cafetería sin salir de casa? ¡Ahora es posible! Los espumadores de leche, el truco de los maestros baristas, han llegado a los hogares y nos permiten disfrutar de un café con leche espumosa o en crema de la mejor calidad, con poco esfuerzo y sin tener que movernos de nuestra cocina. ¿Se puede pedir algo más?

Pues parece que sí, porque los espumadores de leche se pueden utilizar también para preparar leche con cacao, batidos y casi cualquier bebida que contenga leche. No importa si prefieres el manual, el eléctrico o el de mano, lo fundamental es que empieces a disfrutar de las ventajas de contar con un espumador de leche en casa. ¿A qué esperas?

Si te ha gustado nuestra guía sobre espumadores de leche, compártela en redes sociales y déjanos un comentario. ¿Cuál es tu tipo de café favorito?

(Fuente de la imagen destacada: Belchonock: 109367481/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Beatriz Cámara Traductora y redactora
Soy redactora freelance desde hace ya algún tiempo y creo que los ingredientes fundamentales para elaborar un artículo de calidad son el rigor en la información y un toquecito de buenas maneras. Dedico mi día a día a investigar y escribir sobre cosmética, belleza, crianza efectiva y productos para el hogar.