destacada
Última actualización: 16/09/2020

Nuestro método

18Productos analizados

12Horas invertidas

9Artículos evaluados

145Opiniones de usuarios

Si buscas combatir el frío sin renunciar a un acabado elegante y apostando por una estética tradicional, entonces lo tuyo son las mejores estufas de leña. Y no solo por el aspecto decorativo, ya que las mejores estufas de leña baratas son una gran opción para mantener una estancia caliente sin que ello suponga un derroche excesivo de energía y dinero.

¡Pero hay más! Las mejores estufas de leña no solo sirven para calentar el hogar, sino también para combatir el frío durante una acampada o incluso para cocinar al aire libre. Por tanto, a continuación vamos a abordar todas estas posibilidades. Además, contestaremos a las preguntas más frecuentes sobre las mejores estufas de leña y te aconsejaremos en tu compra.




Lo más importante

  • Las estufas de leña son ideales para aquellos que buscan una solución contra el frío ecológica, económica y clásica desde un punto de vista estético.
  • Existen estufas de leña portátiles geniales para aquellos que gustan del senderismo o la acampada.
  • Si no dispones de rejillas de ventilación, deberás optar por una opción que permita colocar unas salidas de humo adecuadas. Repasamos este y otros criterios de compra al final del contenido.

Las mejores estufas de leña: nuestras favoritas

Como ya hemos dejado claro en la introducción, las mejores estufas de leña no solo sirven para combatir el frío, ¡sino que también puede haber modelos que te permitan cocinar al aire libre! Por ello, a continuación recogemos diversas alternativas. Acompañamos cada una de ellas con una breve descripción y el motivo principal por el que la hemos elegido frente a otras.

La mejor estufa de leña económica

Si buscas una gran relación calidad-precio, opta por esta estufa de leña económica. Para calentar estancias pequeñas, de entre 30 y 40 m², va genial. Sus materiales robustos y su malla de protección le otorgan una durabilidad que a nosotros nos encanta.

Eso sí, muchos usuarios señalan que durante el primer uso es recomendable situarla en exteriores o en una zona muy bien ventilada. ¿El motivo? Desprende olor a pintura.

La mejor estufa de leña con horno

Kupro nos ofrece esta auténtica maravilla de estufa de leña con horno. Gracias a su potencia de hasta 11 kW, calienta sin problema estancias de hasta 60-70 m². Sus dimensiones son 33.5 cm (ancho), 36.5 cm (profundidad) y 19 cm (alto).

La tapa es de acero. Además, recurre a cerámica y cristal de gran calidad para garantizar una vida útil dilatada. Su punto fuerte más allá del elemento calefactor es el de la inclusión de un horno ideal para hacer pan.

La mejor estufa de leña para acampar

Si lo tuyo es el senderismo o la acampada, y necesitas una estufa de leña portátil, prueba con esta gran opción de Ailova. Al no tener tanque de combustible, no genera emisiones químicas, no recurre a baterías de ningún tipo y la huella de carbono que deja es mínima.

El modelo es muy versátil, algo que nos encanta, pues no solo permite cocinar con madera, sino también mediante el uso de otros elementos, como ramas u hojas, entre otros. Está hecha a base de acero inoxidable endurecido.

La mejor estufa de leña Bronpi

Con una potencia calorífica de 12.5 kW, esta estufa de leña Bronpi es una opción prémium desde el punto de vista de la eficiencia, pero también desde el de la estética. A nivel de marca, fascina como cumple, pues ofrece cinco años de garantía.

Aunque es difícil que tengas que recurrir a ella, pues al estar elaborada en chapa de fundición, aguanta como pocas. Incluye rejilla interior, pero no los tubos de salida de humos.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las estufas de leña

Ya elijas una de las mejores estufas de leña baratas o una de las mejores estufas de leña de gama alta, estamos ante un producto complejo. Por ello, antes de adentrarnos en los criterios de compra, conviene conocer a fondo el universo de las estufas de leña. A continuación, respondemos para ti a algunas de las preguntas más frecuentes sobre este tradicional producto.

Existen estufas de leña portátiles por si quieres ir de acampada o a hacer senderismo. (Fuente: Ozerova: 115349910/ 123rf.com)

¿Cuántos metros calienta una estufa de leña?

No hay una respuesta exacta para esta pregunta. Generalmente, una estufa de leña está diseñada para calentar estancias de entre 25 y 120 m² aproximadamente. Son varios los factores que influyen en la capacidad de una estufa de leña para calentar, a saber:

  • Marca: Las marcas de mayor prestigio son capaces de ofrecer una eficiencia superior aun con las mismas prestaciones que las de alternativas de marcas inferiores.
  • Potencia: Medida en kW, muestra la capacidad natural de la estufa de leña para calentar. Un ejemplo: una potencia de 12 kW serviría para estancias de entre 60 y 80 m².
  • Sistema interno: La calidad de los materiales o el propio diseño interno de la estufa de leña influyen en su eficiencia y en su capacidad para calentar.
  • Zona: No es lo mismo vivir en Burgos que en Málaga. La zona climática en la que vivas va influir en la facilidad de la estufa de leña para calentar.
  • Aislamiento de la habitación: ¿Cómo es el sellado de las ventanas? ¿Hay muchos muebles en ella? La propia habitación y sus accesos influyen en el rendimiento de la estufa de leña.

Ventajas y desventajas de las estufas de leña

Estamos convencidos de que las mejores estufas de leña son una excelente inversión si lo que buscas es calentar estancias de un modo natural. Pero también son una gran compra en su formato portátil (sobre todo si gustas de acampar o cocinar al aire libre); y es que sí, muchas de las mejores estufas de leña incorporan un horno con el que puedes cocinar. Resumamos:

Ventajas
  • Usan un método de combustión respetuoso con el medioambiente
  • Consumen menos energía que otras opciones
  • Permiten ahorrar a medio-largo plazo
  • El calor que generan es altamente acogedor
  • La madera para alimentar la estufa es fácil de conseguir
  • Algunas opciones permiten usar otros combustibles (por ejemplo, hojas)
  • Son atractivas a nivel estético
  • Muchas permiten cocinar
Desventajas
  • Exigen una buena ventilación y sistema de salida de humos
  • No calientan de forma automática

Cómo mantener una estufa de leña en óptimas condiciones

Las mejores estufas de leña son productos hechos para durar. Sin embargo, esto no quiere decir que te permitan ser descuidado. Pero es que cuidar tu estufa de leña no solo hará que te dure más, sino que aumentará su eficiencia. A continuación, te ofrecemos una pequeña guía para que aprendas cómo mantener una estufa de leña en buenas condiciones. ¡Toma nota!

  1. La madera que uses debe estar seca y no presentar demasiada resina. También debes evitar que la madera tenga restos de pintura, barniz u otros elementos similares.
  2. Las mejores maderas para usar con una estufa de leña son las de haya, roble, olmo, olivo y encina.
  3. No utilices combustibles líquidos. Si puedes, recurre a geles enciende fuegos y otro tipo de opciones similares. Utiliza leña fina y gruesa, es decir, mezcla. Abre el tiro y, una vez encendida la estufa de leña, redúcelo.
  4. A la hora de reponer leña, no olvides ser cuidadoso. Abre despacio las compuertas para evitar problemas con el humo. Recuerda no cargar más leña de la que el modelo acepta, ¡puede ser peligroso!
  5. Para limpiar el exterior de la estufa de leña, no necesitas utilizar ningún producto especial. Eso sí, si la pintura está desconchada, puedes probar con un poco de pintura anticalórica.
  6. El cristal debes limpiarlo en frío, ya que si no, corres el riesgo de provocar roturas. Por otro lado, vacía el interior de cenizas con frecuencia. Para ello puedes utilizar aspiradores de ceniza, especialmente diseñados para estas tareas.
  7. Los tubos de ventilación deben revisarse cada cierto tiempo, ya que puede acumular hollín y atascarse.

Apostar por una de las mejores estufas de leña es apostar por un producto ecológico y que te permite ahorrar a medio-largo plazo. (Fuente: Ozerova: 115350279/ 123rf.com)

Cómo encender una estufa de leña

Encender una estufa de leña es todo un ritual. Aquellos que viven con prisa preferirán sistemas automatizados. Sin embargo, con las mejores estufas de leña, consigues un calor incomparable, como envolvente y muy natural. Además, muchos modelos te permiten cocinar con ellos. Si quieres saber cómo encender una estufa de leña, te lo explicamos con detalle a continuación:

  1. La leña, siempre seca y, a ser posible, en torno a 4 cm de diámetro. Ambos aspectos facilitan la combustión.
  2. Comprueba que los reguladores de aire de la estufa de leña están abiertos en plenitud.
  3. Como bien hemos indicado en el apartado anterior, combina troncos pequeños con troncos de mayor tamaño. Una buen sistema es el piramidal: troncos más grandes en la base y troncos más pequeños encima.
  4. Ante problemas de encendido, recurre a dos o tres pastillas para ello. Una vez prenda, cierra la escotilla o compartimento correspondiente.
  5. Agrega trozos de leña pequeños para mantener el fuego hasta que la llama se estabilice. En este punto, el humo apenas se percibirá.

Criterios de compra

Ya conoces un poco mejor las mejores estufas de leña, así que, ¡ya estás preparado para vencer al frío gracias a la adquisición de una de ellas! ¡Ah, no, espera! ¡Que para comprar una de las mejores estufas de leña hay que estudiar antes diversas variables! A continuación, recogemos para ti los criterios de compra claves para que puedas comprar adecuadamente.

Material

En función de los materiales, puedes encontrar hasta tres estufas de leña diferentes:

  • Hierro fundido: Las estufas de leña de hierro fundido son pesadas, pero también más resistentes que la media. Presentan ciertas dificultades de instalación, pero rinden como pocas. Transmiten el calor de forma homogénea.
  • Acero: Las estufas de leña de acero son más ligeras que las estufas de leña de hierro fundido. Por ello, son más fáciles de instalar. Destacan por sus competitivos precios, pero no son tan eficientes.
  • Material refractario: Las estufas de leña de material refractario son bastante voluminosas. Debido a su confección, conservan muy bien el calor y a nivel de distribución son muy eficientes. Ofrecen una gran radiación.

Las estufas de leña de hierro fundido cuentan con la ventaja de que transmiten el calor de forma homogénea. (Fuente: Ozerova: 115349915/ 123rf.com)

Instalación

Para comprar una de las mejores estufas de leña, tienes que tener en cuenta el proceso de instalación. ¿Es complejo? ¿El modelo es difícil de manipular? Observa bien qué opción barajas comprar, ya que puede que necesites de ayuda adicional. Además, debes tener presente la colocación de la estufa de leña. ¿Dispones de espacio suficiente en la habitación?

Como se trata de una herramienta con un gran poder calorífico, debes ubicarla en un lugar donde no afecte a ningún elemento de la estancia (y cuanto más alto esté el techo, mejor, o sea, en una buhardilla no es la mejor idea). Lo mejor es colocarla en una esquina, lejos del tránsito y los objetos. Ah, ¡y no la pegues a la pared! ¡Deja una distancia prudencial de un 1 m!

Capacidad calorífica

Ya hemos hablado de los kW que debe tener una de las mejores estufas de leña: para estancias de entre 60 y 80 m², deberían bastar en torno a 12 kW. Sin embargo, el tamaño de la habitación influye en la capacidad calorífica. También la cantidad de muebles que haya en el lugar, así como el grado de aislamiento del mismo (analiza, por ejemplo, el sellado de las ventanas).

Por otro lado, la estufa de leña debe ser proporcional a la estancia. Si el ancho, la profundidad y la altura no encajan con las dimensiones de la habitación en la que vas a colocar la estufa, de poco servirá. Por mucha o poca potencia que tenga, no alcanzará a calentar de modo adecuado. Es más, una estufa de leña muy grande para un lugar pequeño acarrea muchos problemas.

Algunas estufas de leña cuentan con un horno adicional que viene genial para cocinar. (Fuente: Segundo: 101546883/ 123rf.com)

Salida de humos y mantenimiento

Cuando vayas a comprar una de las mejores estufas de leña del mercado, ten presente que el humo ha de salir por algún lado. Toma buena nota de estos aspectos:

  • Sitúala en consonancia con las rejillas de ventilación de la habitación. En caso de que no dispongas de ellas, deberás hacer una salida de humos. Esta permite que el humo salga al exterior, lo que evita problemas de salud.
  • El conducto de la salida de humos debe tener, como mínimo, un diámetro de 150 mm. Es bueno, independientemente del diámetro que elijas, que este sea mayor que el de la propia estufa de leña.

Recuerda que debes vigilar dichas salidas de humo. Comprueba de forma regular si se acumula o no hollín en ellas. En caso de que así sea, no dudes en limpiarlas. Con ello, no solo mejorarás el rendimiento de tu estufa de leña, sino que también alargarás su vida útil y, por supuesto, el humo se eliminará mejor. Esto último es clave para un aire saludable.

Resumen

El frío no es agradable, sobre todo si vives en zonas del interior de España, donde los inviernos tienden a ser duros. Para combatirlo, dispones de opciones como las estufas catalíticas, pero también de las mejores estufas de leña del mercado. Estas últimas cuentan con la ventaja de ser más ecológicas y, además, pueden ofrecer una útil e interesante opción de cocina.

Pero para comprar una de las mejores estufas de leña disponibles, debes valorar una serie de aspectos. Por ejemplo, no todos los materiales ofrecen el mismo rendimiento. Además, ¿cómo de grande es tu habitación? ¿Está muy vacía, por lo que necesitas una opción más potente? ¡Tampoco olvides la salida de humos, clave para evitar la nociva acumulación de humo!

Como siempre, ¡déjanos tus dudas en la caja de comentarios de a continuación! ¡Y no olvides compartir este contenido con tus familiares y amigos en redes sociales!

(Fuente de la imagen destacada: Georgiev: 22695426/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Sergio Fernández Traductor, filólogo y redactor de textos
A la hora de escribir, doy lo mejor de mí cuando me toca analizar productos del hogar, tecnológicos y relacionados con el mundo animal. Porque ¿qué sería de la vida sin ellos? En cuanto a mi vida personal, no concibo el mundo sin los discos de vinilo, la poesía de Jaime Gil de Biedma, mis dos gatos (Molly y Cohen) y el clutch time de la NBA.