Última actualización: 03/03/2022

Nuestro método

32Productos analizados

50Horas invertidas

20Artículos evaluados

194Opiniones de usuarios

Un masajeador facial es un aparato que ayuda a masajear y relajar la cara. Puede utilizarse para diferentes fines, como eliminar las arrugas, reducir las bolsas y las ojeras, etc. Los masajeadores faciales también se conocen como dispositivos antienvejecimiento o eliminadores de arrugas, porque ayudan a eliminar las líneas finas de la piel estimulando la circulación sanguínea bajo la superficie de la piel, lo que hace que parezca más joven y sana que antes.

El masajeador facial funciona aplicando presión sobre la piel y los músculos de la cara. Esto ayuda a relajarlos, lo que hace que se reduzcan las arrugas y las líneas de expresión de la cara. También mejora la circulación sanguínea alrededor de la zona facial, haciendo que parezca más joven que antes.




Los mejores masajeadores faciales del mercado: nuestras recomendaciones

Guía de compras: Todo lo que debes saber sobre los masajeadores faciales

¿Qué perfil debe tener un masajeador facial?

Un masajeador facial debe ser capaz de proporcionar un masaje profundo y exhaustivo. Si es demasiado pequeño, no tendrá sentido porque no cubrirá todas las zonas de tu cara y cuello.

Debe tener la capacidad de llegar a todas las zonas de tu cara, incluidos alrededor de la nariz o los ojos.

Sería ideal que encontraras uno con más de 2 velocidades para que puedas utilizar diferentes ajustes en función de lo sensible que sea tu piel en cada momento. Los mejores masajeadores faciales están fabricados con materiales de alta calidad que durarán años sin estropearse.

Este es un producto que debe sentirse cómodo en la mano, para que no causen ningún esfuerzo al utilizarlos durante largos periodos de tiempo.

Un masajeador facial es un aparato que ayuda a masajear la cara. (Fuente: yacobchuk: 148616244/ 123rf)

¿Cómo se utiliza un masajeador facial?

El masajeador facial puede ser utilizado de dos formas:

  1. Primera forma, te echas jabón o crema para hidratar y dar movilidad en el rostro, y acto seguido, usas el masajeador.
  2. Segunda forma, utilizas el masajeador facial previamente, sin jabón y/o cremas.

¿Qué tipos de masajeadores faciales existen?

Hay dos tipos de masajeadores faciales:

  1. El tipo manual: Con este masajeador, puedes aplicarte primero tu crema facial, extenderla bien por la cara y luego masajear con este masajeador facial para el que producto penetre mejor y sea más efectivo.
  2. El tipo eléctrico: Este cepillo tiene normalmente una batería. Este cepillo facial, en cambio, puedes utilizarlo con tu limpiador o exfoliante favorito para limpiar, exfoliar y masajear tu piel al mismo tiempo que estás empleando el cepillo, lo que te ayudará que la limpieza facial sea más efectiva.

¿Cuáles son las ventajas de un masajeador facial?

Las ventajas de tener un masajeador facial, ya sea manual o eléctrico, son varias. A la hora de aplicar tu crema diaria, tratamiento facial o simplemente para hacer la limpieza facial diaria, será mucho más beneficiosa, puesto que el producto penetra mejor que si lo hacemos simplemente con las manos.

Aquí te presentamos algunas de las ventajas más importantes:

  • El masajeador facial es una forma estupenda de relajar y rejuvenecer tu rostro.
  • Ayuda con las arrugas, las líneas finas, las cicatrices del acné y otros problemas de la piel.
  • Puedes utilizarlo también en el cuello para mejorar la circulación sanguínea en esa zona, lo que te ayudará a sentirte más relajada después de usar este aparato.
  • Tiene diversos beneficios hidratantes y para el cuidado del rostro.

(Fuente de la imagen destacada: yacobchuk: 150137034/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones