destacada
Última actualización: 17/09/2020

Nuestro método

29Productos analizados

21Horas invertidas

6Artículos evaluados

30Opiniones de usuarios

¡Bienvenidos a nuestra web! Hoy hemos decidido hablarte de los paraguas plegables. Sí, porque lo habitual es haber tenido alguno en casa, sobre todo si uno vive en lugares en los que la lluvia hace acto de presencia con bastante frecuencia. Se ha convertido en un artículo prácticamente imprescindible para protegernos de la misma, evitando así acabar mojados.

Este utensilio también suele ser bastante endeble. Es frecuente observar paraguas tirados en el suelo o depositados en un contenedor cuando a la lluvia la acompaña un fuerte viento. Por eso en este artículo, además de mostrarte diferentes modelos de paraguas, queremos elegir aquellos que, por su calidad, también son más resistentes a las inclemencias del tiempo.




Lo más importante

  • Un paraguas plegable y de calidad aporta protección contra la lluvia y resistencia ante ciertas rachas de viento.
  • Los materiales y la construcción son clave. En ello radica la diferencia entre un paraguas duradero y uno que se daña ante la mínima complicación.
  • Hacia el final del artículo encontrarás una serie de criterios de compra para enfocar tu elección final.

Los mejores paraguas plegables del mercado: nuestras recomendaciones

A pesar de lo comunes que son y de su aparente sencillez, hay paraguas plegables con diferentes características y aptos para determinadas situaciones. Esa variedad vamos a tratar de reflejarla para que puedas establecer comparaciones y así decidir cuál necesitas en estos momentos. Toma asiento y lee con detenimiento. Empezamos nuestro pequeño repaso.

El mejor paraguas plegable antiviento: Newdora

Paraguas diseñado con una estructura flexible, de fibra de vidrio y acero inoxidable, para poder minimizar posibles daños ocasionados por el viento. El sistema de apertura es automático.

Cuando está plegado mide 28 cm (centímetros). Sin embargo y con él abierto, su diámetro es de 105 cm. Suficientes para resguardarse de la lluvia y el viento. Su tela es de 210 hilos por pulgada cuadrada. Nos gusta por su calidad, acabados y practicidad.

El mejor paraguas plegable para los más pequeños: Perletti

Modelo de color rojo con un bonito estampado de Prodigiosa Ladybug. Es apto para niños y niñas y cabe plegado en cualquier mochila, por lo que podrán llevarlo al colegio. Está fabricado en fibra de vidrio y es muy resistente.

El tejido es impermeable y ecocompatible, por lo que no tiene ninguna sustancia nociva. Esto ayuda a proteger a los pequeños y al medio ambiente. Nos gusta su diseño, construcción y maniobrabilidad.

El mejor paraguas plegable barato: Vicloon

¿Un paraguas asequible y resistente? Pues sí. No es un modelo que verás romperse con suma facilidad, a no ser que lo abras con un temporal de cierta virulencia. Está fabricado con varillas resistentes y reforzadas de fibra de vidrio.

Su sistema de cierre es manual, pero es sencillo y no tendrás que pelearte con él. La tela es de 210T, lo que indica el número de hilos por pulgada cuadrada. Lo recomendamos por su magnífica relación calidad y precio.

El mejor paraguas plegable por sistema de cierre: Yuechao

La principal característica de este paraguas es que se pliega con la parte seca hacia fuera. Es decir, su plegado es diferente al de la mayoría de modelos. Mide 33 cm cuando está cerrado y apenas pesa 500 gramos.

Es muy resistente debido a sus 10 varillas de fibra de vidrio. Gracias a ellas puede resistir incluso ráfagas de hasta 100 km/h. Además, también es automático. Lo recomendamos por su sistema de cierre, calidad de materiales y resistencia.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los paraguas plegables

Un paraguas es un artículo que todo o casi todo el mundo ha utilizado en algún momento. Seguro que también se te ha roto alguno mientras caminabas por la calle. Por eso, los modelos mostrados cumplen con un mínimo de calidad para que no sufran daños nada más abrirlos. Ahora queremos aportar un poco más de información. Estamos seguros de que te resultará útil.

Pareja en la azotea

Un paraguas plegable y de calidad aporta protección contra la lluvia y resistencia ante ciertas rachas de viento. (Fuente: Guzhva: 101432896/ 123rf.com)

¿Por qué comprar un paraguas plegable?

Bueno, la pregunta es fácil de responder. Un paraguas es un artilugio ligero, con un mango para poder sostenerlo y un cuerpo flexible que termina en una varillas. El tejido de la parte superior es impermeable, por lo que te va a proteger de la lluvia y, por momentos, también del viento si es que el modelo adquirido es mínimamente resistente.

Si además, como en este caso, también es plegable, su practicidad es aún mayor, ya que puedes llevarlo en un bolso, mochila o incluso en el bolsillo. A día de hoy es importante ahorrar espacio, ya que con nosotros solemos llevar un smartphone y seguro que algunos objetos más. Existen modelos muy pequeños que, al abrirlos, tienen un diámetro considerable.

¿Qué ventajas e inconvenientes tiene un paraguas plegable?

Los paraguas plegables no se salvan del análisis para encontrar sus ventajas y desventajas. Obviamente, los aspectos positivos son mucho más numerosos. Si no fuese así, su comercialización sería absolutamente innecesaria. Sabemos que es un artículo muy cotidiano del que seguramente puedas saberlo casi todo, pero queremos que pienses en todos los detalles.

Ventajas
  • Plegados ocupan poco espacio
  • Te protegen de la lluvia e incluso del viento
  • En la actualidad pueden ser tan resistentes como los que no son plegables,Varillas flexibles de fibra de vidrio para aportar resistencia al viento
  • Algunos modelos tienen apertura y cierre automáticos
  • Variedad inmensa y precios asequibles
Desventajas
  • En días con lluvia lateral no van a poder hacer milagros y te mojarás

¿Cuál es el índice de conteo de hilos de un paraguas plegable?

Como has podido comprobar en alguno de los modelos mostrados, el fabricante puede llegar a mostrar un código como 190T o 210T, entre otros. Bien, esto tiene que ver con el llamado Thread Count. Lo que viene a decir este código es el número de hilos que puede llegar a contener el tejido de un paraguas por cada pulgada cuadrada, es decir, unos 2,54 cm².

¿Qué quiere decir esto? Bien, lo que nos indica es la densidad de la tela utilizada. Que contenga un mayor número de hilos por pulgada cuadrada no siempre significa que sea mejor, pero si está bien realizada sí nos asegura un buen grosor y resistencia. Por eso, si un paraguas contiene una tela con el código 210T, si está bien rematada, será mejor que una de 190T.

Niña con su paraguas

Los materiales y la construcción son clave. En ello radica la diferencia entre un paraguas duradero y uno que se daña ante la mínima complicación. (Fuente: Atamanenko: 85389760/ 123rf.com)

¿Qué partes integran un paraguas plegable?

Los paraguas plegables están compuestos por diferentes partes, todas ellas importantes para el correcto funcionamiento del artículo. Si alguna de las partes flojea, es probable que su comodidad o resistencia se puedan resentir. A continuación, vamos a mencionar todo aquello que conforma un paraguas. Es mejor que conozcas bien un utensilio que vas a utilizar con asiduidad.

  • Mango: es la parte por la que sostenemos el paraguas. Lo ideal es que sea ergonómico y ayude a que la sujeción sea cómoda y no fatigue. Pueden ser de goma, madera, plástico e incluso metacrilato.
  • Sistema de apertura y cierre: los podemos encontrar manuales y automáticos.
  • Bastón: esta parte es la que soporta la presión del tejido y las varillas. Debe ser fuerte y resistente. Lo puedes encontrar de fibra de vidrio, acero o aluminio.
  • Varillas: esta parte es sumamente importante porque es la que sujeta la tela y la que soporta parte de la presión que pueda ejercer el viento. En muchos casos suelen ser de fibra de vidrio y de número variable.
  • Tejido: esta es la parte que te resguarda de la lluvia. Se puede fabricar en multitud de materiales: algodón, plástico, poliéster e incluso nailon.

¿Qué hacer para que el paraguas dure lo máximo posible?

Lo primero que debes hacer es adquirir un paraguas que, al menos, pueda soportar algo de viento cuando lo estés utilizando. No está de más invertir un poco en él si no quieres comprar uno cada semana. Ahora bien, uno de los mantenimientos más importantes para alargar la vida del paraguas es la de secarlo cuando termines de utilizarlo, aún si el material empleado es inoxidable.

Debes cuidar su sistema de apertura, accionarlo con tranquilidad y no forzarlo. Solamente debes presionar su mecanismo al utilizar el paraguas. Sobre todo si es automático, puesto que, como seguramente sabes, todo tiene una vida útil por aquello del desgaste. Por cierto, cuando lo lleves abierto, ten cuidado con los extremos para no engancharte a algún lugar.

Chica en vestido amarillo

Algunos modelos tienen apertura y cierre automáticos. (Fuente: Hetman: 120382213/ 123rf.com)

¿Cuánto puede costar un paraguas plegable?

Este artículo es sumamente asequible. Puedes encontrar paraguas con cierta resistencia a la lluvia y al viento por algo menos de 10 euros. Si lo que buscas son materiales más avanzados y resistentes, con un sistema de apertura automático y un cierre a la inversa, el valor puede ascender hasta unos 25 euros. Invertir en un paraguas de calidad maximiza su duración.

Criterios de compra

Hemos llegado a una de las partes más importantes de la guía. Todas lo son pero, a partir de aquí y teniendo en cuenta lo desarrollado con anterioridad, te ayudaremos a enfocar tu elección final. Es cierto que mucha gente no analiza demasiado el paraguas que va a comprar, pero es recomendable para que inviertas tu dinero en uno práctico, cómodo y duradero.

¿Plegable o no?

Cuando vayas a comprar un paraguas, uno de los aspectos que debes tener en cuenta es si lo quieres fijo o plegable. Si buscas comodidad y llevarlo contigo en días en los que no sabes realmente si va a llover, esta opción es mucho mejor que la otra. Un paraguas fijo ocupa mucho más, es menos práctico y tendrás que llevarlo en todo momento en la mano o en la muñeca.

Una vez te has decidido, otra de las posibilidades existentes radica en el sistema de cierre. Los hay manuales, que pueden ser cómodos igualmente, pero también los hay automáticos. Con estos últimos podrás abrir y cerrar el paraguas casi en un pestañeo. Ahora bien, todo aquello que lleva un mecanismo automático, por simple que parezca, debe ser tratado con cuidado.

Mujer con paraguas negro

Dentro del catálogo de paraguas plegables vas a poder encontrar multitud de diseños y de colores. (Fuente: Chekryzhova: 107978375/ 123rf.com)

Variedad

Dentro del catálogo de paraguas plegables vas a poder encontrar multitud de diseños y de colores. Podrás encontrarlos sobrios y para el día a día, y otros informales y divertidos para presumir de tu personaje o frases favoritas. Pero todavía hay más, puesto que también existen con formas. Es decir, si así lo deseas, puedes tener un paraguas que, desplegado, adopte la forma de un corazón.

También los podrás adquirir:

  • Infantiles: con los diseños favoritos de tus pequeños.
  • Transparentes: útiles para poder ver al frente cuando tienes que inclinar el paraguas.
  • Cierre a la inversa: esto quiere decir que la parte mojada quedará en el interior y la seca irá hacia el exterior.

Materiales

El material del paraguas va a repercutir en tu comodidad y también en la durabilidad del mismo. Por ejemplo, es recomendable que el mango tenga una buena ergonomía, ya sea de goma, plástico o madera. Más importante aún es el acabado del bastón y de las varillas. Busca aquellos que sean de acero inoxidable, aluminio de buena calidad o de fibra de vidrio.

En este apartado debemos incluir el material del tejido que te va a proteger de la lluvia y también su densidad. Nuestra recomendación es que vayas a por aquellos que te aseguren una impermeabilidad por mucho tiempo y que puedan secarse rápidamente. En estas características podemos incluir el propio nailon, si bien hay que asegurar que son algo más caros.

hombre yendo hacia su trabajo

Los para guas plegables te protegen de la lluvia e incluso del viento. (Fuente: Tolipov: 103086916/ 123rf.com)

Otras características

No sabemos si alguna vez te has parado a pensar en que un paraguas plegable te puede ofrecer algo más que una protección indispensable para la lluvia y una resistencia hacia el viento. Pues bien, sí existen modelos que, además de realizar las tareas para las que han sido encomendadas desde un principio, aportan un extra en cuanto a características que podrían interesarte.

  • Protección para la radiación solar.
  • Tejido especial para un secado rápido.
  • Funda para guardar el paraguas plegable.
  • Sistema bluetooth incorporado para hacer selfies o responder llamadas sin coger el smartphone.

Resumen

Como has podido comprobar a lo largo de esta guía, un sencillo paraguas plegable puede realizarse con múltiples combinaciones en cuanto a materiales se refiere. Además, es probable que hayas conocido algún dato que, a día de hoy, podrías haber pasado por alto, como el conteo de hilos por pulgada cuadrada. Independientemente de ello, nuestro objetivo es ayudarte.

Recuerda todos los pasos importantes para la adquisición de un buen paraguas. Busca la comodidad de un buen mango, la resistencia del bastón y las varillas, así como la calidad del tejido. Recuerda que también debe ser liviano para que puedas sostenerlo con facilidad. Y si después de todo esto quieres uno con cierre invertido o que incorpore bluetooth, adelante.

Por nuestra parte es todo. Si te ha gustado el contenido no dudes compartirlo en tus redes sociales o en dejarnos algún comentario. ¡Gracias!

(Fuente de la imagen destacada: Cho Pan: 55052424/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Ricardo Fernández Redactor especializado en productos electrónicos
Soy redactor especializado en productos electrónicos. Disfruto analizando artículos enfocados al sonido, smartphones, y mucho más. Anteriormente, fui colaborador de la revista musical This is Rock. En definitiva, mi mayor pasión es la música, pero tengo otras aficiones como el cine, la geografía, los deportes y hablar con mis amigos.