Última actualización: 06/10/2019

Nuestro método

Products

15Productos analizados
Hours

27Horas invertidas
Studies

15Artículos evaluados
Comments

73Opiniones de usuarios

No está claro si en un futuro próximo los smartwatches acabarán sustituyendo a los móviles como el dispositivo de referencia para tareas como realizar llamadas, enviar mensajes o consultar las noticias. Lo que sí que parece evidente es que han llegado para quedarse y que cada vez ofrecen más y mejores prestaciones.

Una consecuencia de su creciente popularidad es que, en la actualidad, son muchos los fabricantes y los modelos disponibles. No cabe duda de que esto supone una serie de ventajas a la hora de adquirir un reloj inteligente. Sin embargo, también complica el proceso de elegir el adecuado. Para facilitarte la tarea, hemos preparado esta completa guía.




Lo más importante

  • Piensa en el uso que darás a tu reloj. Hay modelos específicos para distintos tipos de actividades, entre las que destacan la práctica deportiva. Y es que algunos smartwatches consiguen una precisión asombrosa en cuanto a los registros de parámetros físicos. Pero habitualmente, cuanto mejores sean en un ámbito concreto, más descuidarán otras funciones básicas.
  • Prima la compatibilidad. Un smartwatch no es un bien perecedero que cambies con frecuencia, por lo que te aconsejamos que adquieras uno que sea compatible con distintos tipos de smartphones y sistemas operativos. Así, estarás cubierto ante cualquier contingencia. Además, en este género de producto la exclusividad de formatos no se traduce en calidad.
  • Diseño. Un smartwatch no deja de ser una mejora de un reloj tradicional y para nadie es un secreto que, además de la eficiencia, el diseño es una cualidad que tanto marcas como usuarios tienen muy en cuenta. Al fin y al cabo, te acompañará en numerosas situaciones, por lo que debe ser versátil e integrable en distintos ámbitos. Profundizaremos en ello en el apartado dedicado a los criterios de compra.

Los mejores smartwatches del mercado: nuestras recomendaciones

A continuación, te presentamos el ranking que hemos preparado con los cinco mejores smartwatches disponibles en la actualidad en el mercado. Lo hemos preparado intentado incluir artículos lo más variados posibles, pero siempre eligiendo aquellos productos que ofrecen una muy buena relación calidad-precio.

Samsung Galaxy Watch Active 2, el smartwatch más completo

La nueva versión del Samsung Galaxy Watch Active se presenta en un diseño más elegante y delgado. Y, por supuesto, con las mejores prestaciones, entre las que hay que destacar la posibilidad de monitorizar siete tipos de actividades deportivas.

Además, permite realizar pagos de forma inalámbrica con total seguridad a través de Samsung Pay, ya que cuenta con conectividad NFC. Es compatible tanto como dispositivos Android como iOS.

Huawei Watch GT2, el reloj inteligente favorito de los usuarios en línea

La nueva apuesta de Huawei es un smarwatch que cuenta con un procesador Kirin A1, íntegramente diseñado por el propio gigante chino. En su elegante diseño destaca su pantalla táctil AMOLED de 1,39 pulgadas.

Dispone de 15 modos de entrenamiento, de dos sistemas de posicionamiento (GPS y GLONASS) y de multitud de funciones, como el monitoreo del ritmo cardiaco. Y lo mejor es su batería que dura hasta dos semanas. Compatible con iOS y con Android.

Apple Watch Series 3, el smartwatch más elegante

Con el Apple Watch Series 3 puedes realizar llamadas, recibir mensajes o escuchar música. Además, cuenta con el innovador sistema de tres círculos para medir el tiempo que pasas sentado o las calorías que quemas.

Dispone de una gran variedad de apps, con las que podrás monitorizar tu ritmo cardiaco o controlar tu nivel de estrés. Su batería ofrece una autonomía de hasta dos días. Además, es apto para nadar. Y todo ello con el característico y cuidado diseño de Apple.

Fitbit Versa, el mejor smartwatch para deportistas

El moderno diseño del smartwatch Fitbit Versa destaca por su pantalla cuadrada. La lectura de los mensajes y notificaciones es verdaderamente fácil y rápida. Es resistente al agua y sumergible hasta 5 metros de profundidad. Monitoriza el ritmo cardíaco y las fases del sueño.
Permite almacenar hasta 300 canciones y dispone de 15 modos de ejercicio. Además, es personalizable con varias esferas y accesorios. Su batería tiene una autonomía de más de 4 días.

Garmin Vivomove, el mejor smartwatch según su relación calidad-precio

Estupendo smartwatch con un característico diseño estilo reloj analógico y con una pantalla con tecnología OLED y de cristal. Dispone de aplicaciones para controlar el ritmo cardíaco, los patrones de sueño, el estrés y las calorías quemadas. Se puede conectar tanto a teléfonos Android como iOS.

Además, se sincroniza de forma automática. Su batería tiene una autonomía de hasta 5 días y es resistente al agua hasta profundidades de 50 m.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los smartwatches

A la hora de comprar un smartwatch, es fundamental que tengas en cuenta una serie de cuestiones importantes. No olvides que existen distintos modelos de smartwatch y que cada uno ofrece unas prestaciones diferentes. Por todo ello, en esta sección nos proponemos contestar a las preguntas más frecuentes de los compradores.

Los smartwatches deportivos son ideales para actividades al aire libre y practicar deporte. (Fuente: Maridav: 54454567/ 123rf.com)

¿Qué es exactamente un smartwatch y qué características incluye?

Un smartwatch es un dispositivo que a las funcionalidades propias de un reloj de pulsera añade otras como la capacidad de vincularse y sincronizarse con el teléfono móvil. Además, los relojes inteligentes permiten la instalación de determinadas aplicaciones e incluso permiten hacer fotografías, grabar vídeos y realizar llamadas telefónicas.

Entre las características que pueden incluir destacan algunas muy concretas, como verás seguidamente en este pequeño listado:

  • Funcionalidades. Acelerómetro, brújula, giroscopio, pulsómetro, barómetro o altímetro.
  • Dispositivos. Como el geomagnetómetro, (GPS), altavoz, micrófono o ranura para tarjeta de memoria externa.
  • Conectividad. Por supuesto, también se pueden conectar por WiFi, bluetooth o NFC.

Con la ayuda de un smartwatch podrás acceder a las aplicaciones de tu móvil. (Fuente: Ammentorp: 44131230/ 123rf.com)

¿Para qué necesito un smartwatch?

Puedes necesitar un smartwatch si quieres disfrutar de muchas de las funcionalidades del móvil directamente en el reloj. De este modo, si estás en una reunión con el reloj inteligente puedes leer un mensaje de texto o saber si has recibido un correo electrónico sin necesidad de consultar el teléfono.

También puedes necesitar un smartwatch para tu práctica deportiva, ya sea a nivel profesional o a nivel aficionado.

Y es que, con el reloj inteligente, puedes controlar, planificar y monitorizar tu entrenamiento. De todas maneras, en el siguiente listado te resumimos los beneficios que te ofrece:

  • Funcionalidades reloj. Como por ejemplo, la hora, la alarma o el cronómetro. Y si usas este último, también puedes programar el temporizador para medir tus sesiones deportivas. Además, en general incluyen calendario o una agenda para que no te olvides de tus citas más importantes.
  • Asistentes de voz. Hay relojes inteligentes que reconocen tu voz, como Google Now en los dispositivos con Android Wear o Siri en los gadgets con Apple Watch.
  • Contestar llamadas. Esta función es posible gracias a la conectividad y es una de las más útiles si quieres responder llamadas telefónicas mientras haces ejercicio o, simplemente, cuando vas de compras.
  • Recuento de distancias. También denominada podómetro, esta funcionalidad te permitirá plantearte metas de entrenamiento objetivas y medibles. El dispositivo contará tus pasos diarios o te informará de las distancias recorridas en tu día a día.
  •  Conexión instantánea con redes sociales y correo electrónico. Puedes ver a tiempo real notificaciones de tu correo electrónico o redes sociales, además de contestarlas de inmediato.
  • Aplicaciones multimedia. No solo puedes oír la música que quieras, que además puedes almacenar en tu dispositivo, sino que también te permite acceder a cámara y vídeo. Quizá no quieras hacer fotos con el reloj, pero recuerda que también puedes utilizar la cámara para cuando hagas un selfi con tu móvil.
  • Sincronización con tu móvil. Esta funcionalidad es realmente importante porque te permite compartir aplicaciones, por ejemplo, a través de bluetooth. Es fundamental su sincronización, por ejemplo, cuando descargas una aplicación deportiva en tu smartphone, para que puedas seguirla a través del smartwatch.
  • Estado de salud. Con uno de estos wearables también puedes controlar tu estado físico. Quizá el smartwatch que hayas elegido no cuente con las aplicaciones adecuadas, pero basta con descargarlas. Así, podrás contar con un plan de entrenamiento personalizable, contar con un entrenador personal, monitorizar todas las etapas de su sueño o contar con un programa para bajar de peso, entre otras posibilidades.
  • Descargar todo tipo de aplicaciones. Algo que antes se nos antojaba imposible, pero que hoy es realidad gracias a los smartwatches. Podrás monitorizar tu diabetes o incluso enviar los latidos de tu bebé al médico si vas a dar a luz en breve.

Algunos relojes requieren la instalación de aplicaciones extra en el teléfono porque es necesaria la compatibilidad entre los gadgets. A partir de ahí, el uso es totalmente intuitivo, a través de una pantalla táctil que te permite navegar por sus funcionalidades. Por eso puede ser importante el tamaño de la pantalla. La mayoría incluyen un solo botón para apagar y encender.

Juan Ramón Gómez de la SernaEscritor español

“El reloj es una bomba de tiempo, de más o menos tiempo”.

¿En qué destaca un smartwatch sobre un reloj tradicional?

Los smartwatches son, ante todo, una manera de concentrar toda la información que necesitas en un solo dispositivo. Podrás consultar notificaciones y recibir llamadas desde el reloj, lo que amplía de manera importante las funciones tradicionales de hora y calendario. Esto implica una conexión constante a Internet, lo que también nos mantiene en contacto con la actualidad.

Además, cuentan con la posibilidad de monitorizar la actividad física de una manera intensiva. Aunque haya relojes tradicionales con medidores específicos (barómetro, altitud o profundidad), el smartwatch va un paso más allá para combinarlos con nuestro rendimiento físico. Los diseños son cada vez más estilizados. Los comparamos en la siguiente tabla.

¿Por qué es mejor? ¿Qué podría mejorar?
Te permite sincronizarlo con tu teléfono móvil. Las baterías tienen mucha menos autonomía que la pila de un reloj tradicional, por lo que debes prestar atención a la carga.
Puedes ver tu información personal al instante y, en la mayoría de los modelos, responder también en el momento. Por el momento, no hay un abanico tan amplio de diseños como sí lo hay en el caso de los relojes tradicionales.
Puedes hacer un seguimiento de tu actividad física y, en consecuencia, planificar mejor tus entrenamientos y mejorar tu salud. Has de asegurarte de su compatibilidad, ya que algunos smartwatches solo son compatibles con sistemas operativos concretos.
Son dispositivos ligeros y ergonómicos, fáciles de transportar y muy versátiles.
También cubren las funciones básicas de un reloj tradicional.
Hay algunos modelos altamente especializados en determinadas actividades, especialmente en deportes.

¿Para quién es recomendable comprar un smartwatch?

Para empezar, son recomendables para quien practique deporte habitualmente y quiera disfrutar de aplicaciones como las que permiten medir pulsaciones o la distancia recorrida. También son ideales para quienes necesiten motivación para realizar actividad física o quieran monitorizar sus ciclos de sueño.

¿Recuerdas la última vez que cogiste el teléfono móvil e hiciste una única cosa? Los relojes inteligentes son ideales para aquellas personas que no quieren tener que cargar con un teléfono móvil, necesitan un complemento para este en determinadas tareas o situaciones o, simplemente, quieren utilizar el smartphone el menor tiempo posible.

foco

¿Sabías que el primer reloj inteligente fue el Pebble Original? Dado su gran éxito, empresas como Samsung y Sony decidieron a lanzar sus propios modelos.

¿Qué sistemas operativos utilizan los smartwatches?

En la actualidad, existen dos sistemas operativos que dominan sobre el resto. Se trata de watchOS y Wear OS, anteriormente Android Wear. El primero es el sistema operativo de los relojes inteligentes de Apple. Dado que sus modelos suelen ser los más vendidos, es el más extendido. El segundo es el de Android y el que utilizan la mayoría de los demás fabricantes.

Sin embargo, en los últimos años algunos fabricantes han renunciado a Wear OS ante la perspectiva de un sistema que no terminaba de despegar. Así, fabricantes como Samsung o Fitbit optaron por desarrollar sus propios ecosistemas para garantizar que sus dispositivos ofrecen las mejores prestaciones. Además, merece una mención especial Tizen, la apuesta del gigante coreano.

Los smartwatches son sumamente prácticos y versátiles. (Fuente: Scyther5: 42356401/ 123rf.com)

¿Qué tipos de smartwatch existen?

A grandes rasgos, se podría diferenciar entre dos tipos de relojes inteligentes: los deportivos y los modelos “casual”. Se diferencian tanto en sus características como en su diseño. Los primeros suelen contar con más autonomía, GPS y aplicaciones para la medición de distancias y la frecuencia cardiaca o el cálculo de las calorías quemadas.

Los smartwatches casuales, por su parte, también pueden incluir funciones específicas de los deportivos, pero en general no lo hacen de un modo tan efectivo. Además, su diseño suele ser más elegante, mientras que el de los deportivos en general es más aparatoso. En la mayoría de los casos, la diferencia salta a simple vista.

Deportivo Casual
Diseño Presentan un diseño más aparatoso, ya que son de mayor tamaño y más pesados. Si bien los últimos modelos cada vez son más ligeros. Suelen presentar un diseño más cuidado y elegante. Sus dimensiones son más reducidas y son más ligeros.
Aplicaciones Incluyen aplicaciones para medir distancias, la frecuencia cardiaca y las calorías quemadas. No suelen incluir aplicaciones para la práctica deportiva y, si lo hacen, no son tan efectivas.
Baterías Cuentan con baterías con mayor capacidad. De ahí, en parte, sus mayores dimensiones. En general, la autonomía de la batería suele ser menor.

¿Cómo diferencio un smartwatch de las pulseras de actividad física?

Es frecuente encontrar pulseras de actividad física a la venta bajo la denominación de smartwatch, así que queremos hacer hincapié en ello para que no confundas ambos productos. Lo que sí es cierto es que comparten funciones dedicadas a controlar diferentes estadísticas relacionadas con nuestro entrenamiento físico y con nuestra salud. Veamos las diferencias.

  • Pulsera de actividad física. Su pantalla es más reducida, por lo que en general se destinan a funciones de medición deportiva o relacionadas con la salud, como la monitorización del sueño. Además, pueden contar los pasos, la distancia recorrida o las pulsaciones, entre otras posibilidades. Eso sí, solo podrás ver la cabecera de las notificaciones a tu correo electrónico, pues al tener la pantalla más pequeña se reducen las funciones.
  • Smartwatches. La pantalla es de mayor tamaño y la apariencia, por tanto, es más sofisticada. Pero además, es posible ejecutar apps de tu móvil, como por ejemplo la de tu entidad bancaria, puesto que cuenta con más sensores. Además, puedes responder llamadas o correos electrónicos. Son muy adecuados si el deporte es algo importante para ti y necesitas llevar un control exhaustivo de tus entrenamientos.

¿Cómo he de gestionar la batería de mi smartwatch?

Si estás acostumbrado a un reloj tradicional, quizá sea esta la cuestión a la que más te cueste adaptarte. Mientras que la pila de los primeros puede durar años, en el caso de los segundos no sobrepasa, como mucho, los cinco días. Claro que depende del uso que les des; es decir, la frecuencia con la que consultes notificaciones y exprimas sus funcionalidades.

En cualquier caso, tras un par de horas, como referencia habitual, podrás recargar por completo la batería de tu reloj inteligente y utilizarlo con fiabilidad por plazo de entre dos y tres días. Esto no debería ser un impedimento, ya que, ¿quién pasa más de tres días seguidos alejado de una toma de corriente hoy en día?

¿Qué son los “smartwatch híbridos” y cuáles son sus diferencias con el smartwatch?

La evolución del mercado pronto derivó en los que se conocen como smartwatches híbridos, que son similares a los relojes de pulsera tradicionales o clásicos, pero que incorporan funcionalidades características del smartwatch. Veamos las diferencias en la siguiente tabla:

Smartwatch híbrido Smartwatch
Diseño Son similares al reloj clásico de siempre y de un tamaño generalmente menor al de un smartwatch.  Son más cercanos al estilo digital, más vanguardistas y también más sofisticados.
Aplicaciones Incluyen conexión con nuestro móvil, pero de una forma discreta y generalmente para medir distancias, la frecuencia cardiaca y las calorías quemadas. Disponen de una pantalla con más funcionalidades y está muy sincronizado con nuestro smartphone.
Baterías No requieren tantas aplicaciones, así que suele bastar con una pila de botón. Necesita cargar con una batería, pero ahora ya los hay incluso que se pueden cargar con tu calor corporal.

En ocasiones, los híbridos incluyen podómetro, seguimiento del sueño o muestran notificaciones del teléfono móvil, pero habitualmente carecen de funciones como la de cámara de fotos o reproducción de música. Son más económicos y su batería suele ofrecer una autonomía mucho más duradera, ya que apenas consumen energía en la consulta de notificaciones.

Marcel ProustEscritor francés

“Los días pueden ser iguales para un reloj, pero no para un hombre”.

Criterios de compra

Llegado el momento de adquirir un smartwatch, es recomendable que tengas en cuenta una serie de criterios importantes. Para facilitarte el proceso de elección, hemos seleccionado los que creemos que son más relevantes. Esperamos que te sirvan de guía para ajustar, en la medida de lo posible, una buena relación calidad-precio.

  • Uso que le vas a dar al smartwatch
  • Sistema operativo y sincronización
  • Conectividad
  • Diseño, peso y tamaño
  • Autonomía de la batería
  • Certificación IP
  • Tipo de pantalla

Uso que le vas a dar al smartwatch

Puede que te estés planteando comprar un smartwatch para hacer deporte. O quizá estés pensando en un modelo casual. En cualquier caso, el uso que vas a hacer de él va a ser determinante a la hora de decidir qué reloj comprar. En general, debes saber que los modelos casuales son más ligeros y tienen un diseño más atractivo.

Si lo quieres para hacer deporte, asegúrate de que trae GPS y aplicaciones que te permitan medir la distancia que recorres, planificar entrenamientos, calcular las calorías quemadas e, incluso, medir la frecuencia cardíaca. Por supuesto, mejor si cuenta con una batería con mucha autonomía. Además, la mayoría te permiten volcar los datos al PC.

Los smartwatches ayudan a reducir el consumo de la batería del teléfono móvil. (Fuente: Scyther5: 42356371/ 123rf.com)

Sistema operativo y sincronización

En la actualidad, los dos sistemas operativos más extendidos son watchOS y Wear OS (Android). Si no quieres optar por ninguna de estas opciones, puedes decidirte por alguno de los fabricantes que ha desarrollado su propio sistema operativo. Es el caso de Fitbit, cuya propuesta es realmente buena.

De esta forma, a la hora de comprar un smartwatch no te debes centrar únicamente en los dos sistemas operativos más conocidos. Debes pensar en cuáles son sus funcionalidades y si puede sincronizar notificaciones con Android e iOS. Así, podrás recibir notificaciones de las llamadas recibidas, de mensajes de WhatsApp y otras muchas aplicaciones.

Conectividad

A día de hoy, todos los relojes inteligentes cuentan con la posibilidad de conectarse por WiFi y bluetooth. Recientemente también están empezando a aparecer modelos con conectividad 4G LTE como el Apple Watch Series 4. De esta forma, se puede conectar una tarjeta SIM al reloj y así recibir llamadas y mensajes directamente al smartwatch.

No cabe duda que pagar con el móvil es más cómodo que hacerlo con la tarjeta de débito o crédito. Y, por supuesto, mucho más que hacerlo en efectivo. Pues bien, pagar con el reloj es incluso más cómodo. Para poder hacerlo, necesitas que cuente con conexión por NFC. Modelos como el Xiaomi Mi Band incluyen hace tiempo esta funcionalidad.

Diseño, peso y tamaño

En el caso de un reloj inteligente, el diseño es un aspecto fundamental a tener en cuenta. Sin duda, no te va apetecer mucho llevar un smartwatch cuyo aspecto no te gusta o no encaja con tu estilo de vestir. Afortunadamente, los fabricantes cada vez se esfuerzan más en ofrecer diseños atractivos para todos los públicos.

El peso es otro de los factores que debes considerar, ya que se trata de un dispositivo que vas a llevar en la muñeca durante todo el día. En cuanto a la forma, existen modelos con forma cuadrada, que parecen más gadgets tecnológicos que relojes, y otros con diseños más redondeados. Como se suele decir: para gustos, colores.

Autonomía de la batería

Este es, sin duda alguna, uno de los aspectos clave a la hora de elegir un smartwatch. De nada te va a servir tener un reloj inteligente con múltiples funciones si tienes que estar cargándolo a diario. Por suerte, en la actualidad ya existen modelos que pueden llegar a ofrecer una autonomía de hasta una semana.

Ten en cuenta que, si quieres aprovechar las aplicaciones para medir el sueño, no vas a poder dejarlos cargando por la noche mientras duermes. En ese sentido, te interesa no sólo la autonomía de la batería, sino también el tiempo de recarga. Nuestro consejo es que optes por modelos de carga rápida.

Certificación IP

Un reloj inteligente no es como un teléfono móvil que lo llevas en el bolsillo o lo dejas en el bolso o en mochila cuando no lo usas. Un smartwatch es un dispositivo que va siempre contigo. Y eso implica llevarlo a la piscina o a la playa y, por supuesto, al baño o mientras cocinas y friegas los platos.

Por este motivo, es importante que optes por un modelo que cuente con certificación IP68. Así, te aseguras que sea sumergible y que puedas llevarlo siempre puesto, incluso mientras te duchas. En general, la mayoría de los modelos de gama alta cuentan con esta certificación. Sin embargo, no se puede decir lo mismo de los modelos más baratos.

Tipo de pantalla

En lo que respecta a la pantalla, hay tres aspectos que debes considerar: el tamaño, el tipo de panel y la protección del panel. Te mostramos estas tres características en un listado para que te resulte más sencillo diferenciarlas.

  • Tamaño. Hay personas a las que no les gusta contar con una pantalla grande, aunque en la actualidad las hay casi tan grandes como una tablet. En cualquier caso, dispones de todo tipo de tamaños y ten en cuenta el brillo para que puedas ver con claridad en cualquier situación en la que te encuentres.
  • Clase de panel. El panel influye en la visualización de las imágenes a la hora de eliminar reflejos y también en el consumo de batería. En la actualidad, se considera que el mejor tipo de panel para relojes inteligentes es el OLED.
  • Protección del panel. Es esencial que disponga de protección contra golpes o arañazos. Una buena opción es la Corning Gorilla Glass. De esta existen varias versiones, como por ejemplo la Gorilla Glass 5, preparada para sobrevivir a grandes caídas. Si lo prefieres, también puedes optar por cubrir el reloj con una lámina protectora extra.

Resumen

Las prestaciones y aplicaciones de los smartwatches no dejan de crecer. De este modo, no es difícil imaginar que la popularidad de estos dispositivos continuará aumentando. Es cierto, eso sí, que su presencia en nuestro día a día aún es muy reducida en comparación con la omnipresencia de los teléfonos móviles.

Además, a todo ello hay que sumarle la estrecha relación de los relojes inteligentes con el Internet de las Cosas (IoT). Así, no es de extrañar que no paren de aparecer modelos nuevos con nuevas características. Eso, que no deja de ser una gran noticia, hace más complicado elegir qué smartwatch comprar.

Pensamos que esta guía puede facilitarte mucho la tarea. Si consideras que ha sido así, no dudes en dejarnos algún comentario o en compartirla en las distintas redes sociales.

(Fuente de la imagen destacada: Ivanov: 104399997/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Jaime Caballero Filólogo e ingeniero
Escribir para mí es no solo una pasión, sino una necesidad. De niño me recuerdo siempre leyendo y escribiendo, siempre con una curiosidad que parecía no tener límite. Recuerdo también cuando cayó en mis manos mi primer ordenador, un Spectrum. Aún conservo la misma fascinación por la tecnología, la misma curiosidad. Sin embargo, a menudo, me pregunto: ¿sabemos realmente para qué la necesitamos y cuál es la mejor forma utilizarla?