Termómetro digital
Última actualización: 08/10/2020
Auch verfügbar in:

Nuestro método

11Productos analizados

23Horas invertidas

15Artículos evaluados

80Opiniones de usuarios

Cuando se presenta el invierno, llegan los constipados, la gripe y con ellos la fiebre y otros síntomas, que pueden ser más o menos severos. Es entonces cuando toca recurrir al termómetro para saber hasta qué punto nuestra temperatura corporal es normal y comprobar cómo evoluciona la enfermedad. De ahí que sea fundamental que sus mediciones sean lo más precisas posibles.

Precisión que resulta aún más imprescindible si hay bebés o niños pequeños en el hogar. En esos casos, los termómetros digitales pueden ayudarnos a decidir si es necesario hacer una visita al médico o no. Sus magníficas prestaciones y las funciones adicionales que ofrecen los convierten en los sustitutos ideales de los termómetros de mercurio de toda la vida.




Lo más importante

  • La aplicación más habitual de los termómetros digitales es medir la temperatura de las personas. Sin embargo, algunos modelos también están diseñados para medir la temperatura del ambiente y de distintos objetos.
  • Principalmente, se distinguen dos tipos de termómetros digitales: los térmicos resistivos y los termómetros digitales por infrarrojos.
  • Los criterios de compra que te pueden ayudar a elegir el termómetro digital que más te conviene son el uso que vas a hacer de él, su precisión, el método de medición y el tiempo de medición.

Los mejores termómetros digitales del mercado: nuestras recomendaciones

A continuación, puedes consultar nuestra completa selección con cinco de los mejores termómetros digitales disponibles actualmente en el mercado. Es el resultado de una minuciosa investigación en la que hemos analizado una gran variedad de productos, siempre teniendo en cuenta las opiniones de anteriores compradores.

El termómetro digital con mejor relación calidad-precio

Este termómetro digital nos ofrece una lectura precisa en 1 segundo. Además de ser un termómetro para todo tipo de público, también es capaz de medir la temperatura ambiente o la temperatura de la comida o bebida. Incluye el cambio de ºC a º F, si se prefiere.

La distancia que debe haber entre el termómetro y la frente es de 1 a 5 cm. Cuenta también con una pantalla grande LCD que nos muestra con colores la temperatura de lo que medimos (verde, amarillo y rojo). Su fuente de alimentación es tanto la solar como el funcionamiento a pilas. Una opción completa a un precio inigualable.

El termómetro digital cuatro en uno

En este momento el producto comentado no se encuentra disponible en el proveedor. Es por eso que lo hemos sustituido por otro con similares características. Informar de un problema.

Das Problem mit diesem Produkt wurde gemeldet. Danke!

Un estupendo termómetro digital para bebés y para adultos cuatro en uno. Puede leer la temperatura en el oído, en la frente, cuenta con un modo de lectura para objetos y un modo temperatura ambiente. También tiene un modo silencioso y la función de apagado automático.

Ofrece lecturas prácticamente instantáneas, cuenta con alarma que avisa en caso de fiebre y con una memoria con capacidad para 20 mediciones. Posee certificación profesional.

El mejor termómetro digital con alarma

Este termómetro de HYLOGY cuenta con un modelo sencillo y de gran tamaño, pero portátil. Funciona con pilas tipo 2 AAA. Cuenta con un sistema de alarma en forma de pitido cuando la fiebre sobrepasa los 37,5 ºC (pita 10 veces). Este producto puede registrar hasta 20 valores de temperatura y cuenta con facilidad para rastrear los cambios de temperatura.

Como la mayoría de estos termómetros, aparte de medir la temperatura corporal, cuenta con un sistema para medir temperatura ambiente y temperatura de objetos. Su peso es de 98 gramos.

El mejor termómetro digital tradicional

Termómetro digital tradicional. No cuenta con medición de temperatura en la frente, sino medición oral, rectal o en las axilas. Válido para bebés, adultos y hasta para animales como un perro o gato. Funciona con pilas tipo 1 LR41 y tiene apagado automático. Cuenta con una lectura rápida y muy precisa, tarda de 30 a 40 segundos.

Cuando el resultado es inferior a los 32 °C, la pantalla muestra una L, si es mayor que 42, muestra una H. La función de memoria nos proporciona mostrar automáticamente el último resultado tan pronto se enciende el aparato, así consigues tener un seguimiento cercano de las fiebres. El precio es muy económico. No te resistirás a comprarlo.

El mejor termómetro digital más preciso

Este termómetro clínico es el más preciso del mercado, ya que te permite tomar medidas en tres partes diferentes del cuerpo con facilidad. Su diseño fácil de limpiar te permite mantenerlo limpio después de cada uso, y la alarma de fiebre te avisará si la temperatura supera los 37,7 grados Celsius.

Con su función de memoria, puedes guardar los resultados de las mediciones y hacer que aparezcan en la pantalla cuando vuelvas a encenderlo. Además, el termómetro clínico también cuenta con un apagado automático después de ocho minutos.

El mejor termómetro digital multifuncional

Este termómetro multifuncional no sólo es capaz de medir la temperatura corporal, sino también la temperatura de la superficie, la temperatura ambiente, la temperatura del agua del baño, la temperatura de los alimentos, la temperatura de la leche del bebé, etc., con una medición instantánea y precisa.

Además, cuenta con alarma de fiebre, apagado automático y es conmutable. Puede realizar la medición con una sola tecla y posee una pantalla LCD de gran tamaño. Finalmente, las funciones de modo silencioso hacen que este producto destaque entre los demás del mercado actual.

El mejor termómetro digital para bebés

Este termómetro pensado para bebés, tiene una gran pantalla con una medición comparativamente más rápida, lo que reduce tu estrés y el de tu bebé mientras se toma la temperatura.

Su punta flexible evita la incomodidad y el dolor. Además, emite una señal acústica cuando está listo para la medición y también cuando ésta se ha realizado. La mejor elección para la comodidad del bebé sería este producto, ya que satisface todas estas necesidades.

El mejor termómetro digital infrarrojo

Este termómetro digital por infrarrojos es un termómetro sin contacto que te toma la temperatura sin necesidad de colocar el termómetro en tu cuerpo mientras que sigue siendo preciso, con un margen de error de +-0,2 °C. La función de alarma de fiebre pondrá la pantalla en rojo y emitirá un pitido para avisarte si tu temperatura corporal es igual o superior a 38 °C.

Además, la función de registro de temperatura almacena las últimas 32 lecturas de temperatura para que puedas seguir la evolución de tu fiebre a lo largo del tiempo. Este termómetro de infrarrojos funciona a temperaturas ambiente de 15 a 35 °C y tiene un modo de ahorro de energía que se apaga automáticamente después de 30 segundos.

El mejor termómetro digital con punta flexible

Se trata de un termómetro digital para medir la temperatura de forma rápida y segura, con punta de medición flexible para reducir el riesgo de lesiones, tiempo de medición rápido de unos 30 segundos y 2 decimales para obtener resultados de medición precisos.

Además, es capaz de almacenar la última lectura, tiene una alarma de fiebre, desconexión automática, es resistente al agua y no cuenta con plastificantes. Finalmente, cuenta con una alta precisión de medición clínicamente probada (uso como termómetro de ciclo/térmico de sal para el control del ciclo), pila de larga duración y caja higiénica para el cuchillo de la fiebre incluidos.

El mejor termómetro digital con apagado automático

Especialmente diseñado para tomar la temperatura del cuerpo humano a una distancia de 3 a 5 cm de la frente, este termómetro digital utiliza tecnología de infrarrojos para escanear y medir la temperatura de la arteria temporal de la frente.

El termómetro digital puede tomar rápidamente una medición precisa y fiable, que puede mostrarse en grados C o F para tu comodidad. Además, dispone de funciones de memoria y alarma de fiebre, así como de apagado automático después de 30 segundos para ahorrar energía.

Otras opciones favoritas de la redacción

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los termómetros digitales

Los termómetros digitales nos pueden ayudar a saber si un catarro o una gripe se está complicando en exceso. Son de gran ayuda para supervisar la salud de los bebés. De ahí que sea tan importante que, antes de comprar uno, aclares cualquier tipo de duda que te pueda surgir sobre su funcionamiento, su uso y los distintos tipos que existen.

La aplicación más habitual de los termómetros digitales es medir la temperatura de las personas. (Fuente: Rawpixel: 117111742/ 123rf.com)

¿Qué son exactamente los termómetros digitales?

Los termómetros digitales son pequeños dispositivos electrónicos que permiten medir la temperatura corporal de personas, animales, objetos y el ambiente. Pueden realizar las mediciones por contacto directo o, en el caso de los de infrarrojos, a distancia.
Y pueden hacerlo en diferentes partes del cuerpo.

Muestran la información de las lecturas realizadas en una pequeña pantalla digital. Son mucho más seguros que los termómetros tradicionales de mercurio de toda la vida y en general realizan mediciones muy precisas. Además, la mayoría cuentan con una serie de funciones adicionales, como memorizar las últimas lecturas o avisar en el que caso de que detecten fiebre.

¿Qué tipos de termómetros digitales existen?

Básicamente, es posible distinguir entre los termómetros digitales térmicos resistivos y los termómetros digitales por infrarrojos. En el siguiente cuadro, comparamos sus principales características.

Termómetros digitales térmicos resistivos Termómetros digitales por infrarrojos
Cómo funcionan Determinan la temperatura a través de una resistencia. Calculan la temperatura midiendo la radiación que emite el cuerpo.
Tiempo necesario para realizar la medición Normalmente, necesitan un periodo de tiempo más o menos prolongado. Son muy rápidos, pueden llevar a cabo la medición en un segundo.
Precisan contacto directo con el cuerpo Necesitan mantener contacto físico con el cuerpo para llevar a cabo las mediciones. La mayoría no necesitan mantener contacto físico con el cuerpo.

¿Cuáles son las ventajas de los termómetros digitales con respecto a los termómetros de mercurio?

Como puedes comprobar a continuación, con los termómetros digitales son todo ventajas. Por ello, no es de extrañar que su uso se haya extendido tanto a lo largo de los últimos años, convirtiéndose en los sustitutos naturales de los termómetros de mercurio.

  • Pueden medir la temperatura incluso a distancia.
  • Permiten medir la temperatura en menos tiempo.
  • Son muy fáciles de utilizar, ya que muestran la temperatura en una pantalla digital.
  • Son muy económicos.
  • Permiten medir la temperatura a través de distintas partes del cuerpo.
  • Son más ecológicos y más seguros.
  • Tienen memoria, por lo que pueden almacenar los valores de las últimas mediciones.
  • En general, son más precisos.

¿Para quién es recomendable comprar un termómetro digital?

Hoy en día, en cualquier hogar, resulta fundamental contar con un termómetro digital. En especial, si hay niños pequeños o personas de edad avanzada en la casa y mucho más si tienes a tu cargo alguna persona enferma o con la salud delicada. Por supuesto, también resultan imprescindibles en guarderías y jardines de infancia.

¿Dónde hay que colocar los termómetros digitales para medir la temperatura?

Los actuales termómetros digitales pueden realizar la medición de la temperatura corporal en diferentes lugares. Son muy comunes los que se deben colocar en las axilas o en la boca. Son igualmente muy utilizados los que efectúan las mediciones a través del oído o incluso a través de la frente. Sin embargo, no son tan habituales los diseñados para la zona rectal.

Por supuesto, también los hay que combinan varias de estas opciones, con la versatilidad que eso implica. Para bebés y niños de hasta tres años, las mediciones rectales son las que ofrecen una mayor precisión. A partir de tres años se recomiendan las mediciones orales. En general, los expertos consideran que las mediciones en las axilas son menos precisas.

Principalmente, se distinguen dos tipos de termómetros digitales: los térmicos resistivos y los termómetros digitales por infrarrojos. (Fuente: Adamowicz: 37142120/ 123rf.com)

¿Cómo hay que utilizar un termómetro digital?

Como hemos visto, existen distintos tipos de termómetros digitales, por lo que en cada caso es necesario tener en cuenta una serie de recomendaciones. Antes de usar un termómetro oral, es fundamental que te asegures de que tanto las manos como el termómetro están limpios. Además, no se deben usar si no han pasado 15 minutos desde la última comida o bebida.

Después de su uso, lo recomendable es limpiarlo con alcohol y enjuagarlo con agua. Los de oído, por su parte, no están indicados para bebés menores de seis meses y por supuesto también precisan de una limpieza adecuada. Además, debes tener cuidado y utilizar el termómetro de acuerdo a las instrucciones del fabricante. De lo contrario, pueden dar lugar a lecturas erróneas.

¿Sabías que los termómetros digitales pueden almacenar los valores de las últimas mediciones?

Criterios de compra

Contar con un termómetro digital en casa es fundamental, particularmente si convives con niños o con personas con una edad avanzada. Dependiendo de las circunstancias o del uso que le vayas a dar, te va a convenir elegir un modelo u otro. Para que puedas encontrar el adecuado te hemos preparado los siguientes criterios de compra.

Uso que vas a hacer del termómetro

Lo primero que debes plantearte es qué uso vas a hacer del termómetro. No necesitas el mismo para medirle la temperatura a un bebé que para usarlo con adultos. En el primer caso, te conviene uno con un tiempo de medición mínimo, ya que es posible que a la criatura le dé por moverse y no te facilite mucho la tarea. O incluso uno con tecnología infrarroja.

Si el termómetro digital lo van a utilizar personas mayores, te interesa uno que sea fácil de usar. Además, en el caso de que tengan problemas de visión, lo más conveniente es uno con una pantalla de gran tamaño o que ofrezca los resultados de las mediciones de forma sonora. Si lo quieres para niños o adolescentes, nada mejor que uno con un diseño resistente.

Niña con fiebre

Los termómetros digitales son pequeños dispositivos electrónicos que permiten medir la temperatura corporal de personas, animales, objetos y el ambiente. (Fuente: Agsararattananont: 124681933/ 123rf.com)

Método de medición

Los termómetros digitales pueden medir la temperatura de diversas formas. Lo más habitual es que lo hagan de un modo similar al de los termómetros de mercurio de toda la vida a través de la axila, la boca y la zona rectal. Sin embargo, también los hay con tecnología infrarroja capaz de realizar mediciones precisas en poco tiempo sin necesidad de ningún contacto.

De estos últimos, los más habituales son los que miden la temperatura en la frente.

Aun así, también los hay que pueden llevar a cabo las mediciones en los oídos y en otras partes del cuerpo. Este tipo de termómetros sin duda son ideales para bebés y niños pequeños. Los resultados se obtienen rápidamente, por lo que se pueden utilizar aunque estén durmiendo.

Tiempo de medición

Los termómetros digitales por infrarrojos miden la temperatura en un segundo o a lo sumo en unos segundos. Los del tipo térmico resistivo, en cambio, precisan de un tipo de medición más prolongado. En algunos casos, apenas llega a los treinta segundos, aunque también los hay que necesitan un minuto o más.

Precisión

En general, los termómetros digitales actuales ofrecen unos muy buenos niveles de precisión, iguales o superiores a los de los de mercurio. Eso sí, es importante que tengas en cuenta que según la parte del cuerpo en la que realices la medición, la lectura puede sufrir ligeras variaciones. La temperatura corporal varía unas décimas según la zona en la que se mida.

Los de infrarrojos suelen ser bastante fiables, pero solo si se usan de la forma adecuada. De lo contrario, pueden ofrecer lecturas erróneas. Los rectales tienen fama de ser muy precisos, aunque no son los más cómodos. Si necesitas un termómetro que asegure unos buenos niveles de fiabilidad, puedes apostar por Beuer FT09, cuya precisión es de +/- 0,1 º C.

Funciones

Una de las funciones más interesantes de los termómetros digitales es la memoria de mediciones. Resulta especialmente útil en caso de resfriados o gripes, ya que permiten analizar la evolución de la temperatura de la persona afectada. Algunos modelos son capaces de almacenar hasta noventa y nueve mediciones.

Otra función muy práctica es la de apagado automático. La incorporan la gran mayoría de los termómetros digitales, si bien no está de más que te asegures de que el modelo que eliges cuenta con ella. Hay modelos que cuentan con función de alarma que avisa cuando la temperatura supera determinado valor.

Julio MasetMédico de Cinfa
"Su lectura es muy exacta, se ve fácilmente y, además, avisa con un pitido cuándo ha finalizado la medición".

Batería y accesorios

Nuestro consejo es que optes por un termómetro digital cuya batería ofrezca una autonomía de, al menos, un año. Además, en el caso más habitual de que utilice pilas, te conviene asegurarte de que vas a poder encontrar repuestos fácilmente. Del mismo modo, comprueba que el mecanismo de sustitución no es complicado.

Por otra parte, muchos fabricantes ofrecen sus termómetros digitales con una serie de accesorios y complementos. Algunos incluyen una práctica bolsa o caja de almacenamiento para guardarlos. Los termómetros de oído. Con frecuencia, suelen incluir un conjunto de repuestos de los protectores del lector.

Resumen

Los termómetros digitales son mucho más seguros y ecológicos que los tradicionales termómetros de mercurio de toda la vida. Los dos principales tipos son los de tecnología infrarroja y los térmicos resistivos. Los primeros permiten realizar las mediciones de una forma rápida y precisa sin necesidad de contacto directo con el cuerpo.

Además, la mayoría de los termómetros digitales incluyen funciones como la de alarma por fiebre o la de apagado automático. Muchos también cuentan con un modo silencioso. De cara a elegir el que más te conviene, lo primero que tienes que pensar es qué uso vas a hacer de él. También son importantes el modo y el tiempo que tarda en realizar las mediciones.

Para terminar, si piensas que esta guía te ha sido de ayuda en tu proceso de elección, puedes compartirla a través de las diferentes redes sociales o dejar un comentario. También puedes encontrar más guías de compra en REVIEWBOX.es.

(Fuente de la imagen destacada: Ponchaisang: 91268954/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones