aplicando aceite
Última actualización: 22/04/2021

Nuestro método

23Productos analizados

16Horas invertidas

7Artículos evaluados

80Opiniones de usuarios

La piel es el órgano más grande que tenemos, nuestra principal barrera de protección y, además, nuestra carta de presentación a los demás. Es por eso que cada vez nos preocupamos más por lucir una piel sana y radiante. Los tratamientos antiedad nos ayudan en esa misión y nos permiten mantener a raya los signos del envejecimiento.

Sin embargo, ¡no cualquier producto facial vale! Es muy importante que sepas elegir el que mejor se adapte a las necesidades de tu piel. Ya sean manchas, patas de gallo, imperfecciones, flacidez, poros muy marcados o piel apagada. Así que si quieres sabes cuál es el que más te conviene o cuáles son los productos estrella este año, sigue leyendo.




Lo más importante

  • Los tratamientos antiedad son cosméticos en forma de cremas, sérums o peelings. Tienen gran poder de prevención y alivio de las arrugas, las manchas, la flacidez o cualquier signo de envejecimiento.
  • Hoy en día, existe una gran diversidad de tratamientos antiedad, pero es muy importante que elijas bien. Una buena manera es fijarnos en las propiedades y la composición de cada uno.
  • Ahora bien, antes de que te decidas por alguno de ellos, es importante que sepas cuáles son las necesidades de tu piel, y si no estás segura, ¡no dudes en consultar un dermatólogo!

Los mejores tratamientos antiedad del mercado: nuestras recomendaciones

La demanda de los tratamientos antiedad ha crecido mucho en los últimos años, pero a veces es complicado elegir entre toda la oferta de productos que hay en el mercado. A continuación, te ofrecemos una lista con los mejores tratamientos antiedad:

El mejor tratamiento antiedad en relación calidad-precio

Esta crema hidratante tiene múltiples efectos para nuestra piel. El principal y más importante es la corrección de las arrugas. Esto es gracias a que su fórmula contiene Pro-XylaneTM, un activo muy reconocido por sus propiedades antiedad. También previene las manchas solares, ya que cuenta con un factor de protección del 20. Esto nos ayudará a mantener un tono facial más uniforme y prevenir el envejecimiento.

Se trata de una crema con una consistencia ligera que hidrata en profundidad, pero no deja la piel grasa. Al mismo tiempo, protege la piel de los rayos solares, que es la principal causa de los signos de edad. Su efectividad sorprende a sus usuarias, ya que es muy económica para los resultados que consigue.

El mejor tratamiento antiedad para el contorno de ojos

Los ojos son una de las zonas más delicadas del rostro, por eso es importante elegir un producto específico adecuado. Este contorno de ojos ejerce una acción profunda sobre las líneas de expresión, gracias a uno de sus componentes principales (Pro-Retinol Nuevo).

El producto actúa alisando la superficie de la piel y reafirmando la zona. Sin embargo, los resultados no son inmediatos. Las usuarias que lo han probado afirman ver resultados significativos a partir de las cuatro semanas. Así que si lo eliges como tu contorno de ojos antiedad, ¡la constancia será la clave!

El mejor tratamiento antiedad con ácido hialurónico

Se trata de un sérum cuyo componente principal es el ácido hialurónico de bajo, medio y alto peso molecular. Esto le confiere una mayor capacidad de penetración en la piel. También favorece la producción natural de colágeno, gracias a la acetil glucosamina. Se trata de un cosmético vegano fabricado en Alemania.

El ácido hialurónico actúa evitando la deshidratación de la piel y su pérdida de elasticidad. Se puede aplicar también en el contorno de ojos para evitar las temidas patas de gallo. Para conseguir mejores resultados se recomienda su aplicación durante un plazo prolongado.

El mejor tratamiento antiedad  con antioxidantes

Se trata de un sérum rico en ingredientes con acción antioxidante. Algunos como la Vitamina C, el aloe vera, el aceite de jojoba o la vitamina E. Estos ingredientes mantienen a raya los signos del envejecimiento y aportan luminosidad y tersura. Además, es un producto dermatológicamente testado en Italia.

El suero reduce las líneas sutiles de expresión, las arrugas y las marcas de acné. Tiene un efecto inmediato mejorando la textura de la piel. Debe usarse después de la limpieza facial y combinándolo con los productos de rutina habitual.

El mejor tratamiento antiedad para hombres y mujeres

Esta crema solar con textura en gel es el principal aliado para hombre y mujeres contra el envejecimiento. Confiere una protección máxima (FPS 50) contra las radiaciones UVA, UVB e Inflarrojos. Su fórmula incluye activos despigmentantes para reducir y prevenir la aparición de manchas. Además, al no incluir aceites ni siliconas, la piel queda hidratada y con una textura ligera de rápida absorción.

Dado que la radiación solar es el principal motivo de envejecimiento de la piel, esta crema es un “must” en cualquier rutina. Se debe usar diariamente después de tu rutina en la mañana. También se debe volver a aplicar periódicamente cada dos horas, sobre todo durante la exposición solar.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los tratamientos antiedad

El cuidado de la piel es un aspecto que cada vez preocupa a más personas. Todos queremos envejecer con una piel sana y sin imperfecciones. Sin embargo, todavía existe mucha confusión en torno a los tratamientos antiedad que existen, su uso y su aplicación.  A continuación intentaremos aclarar algunas dudas.

chica con ojos claros

La exposición al sol es lo que más envejece la piel, por eso es muy importante el protector solar. (Fuente: freestocks: _vJvLne0TwI/unsplash.com)

¿Por qué aparecen los signos de envejecimiento?

El envejecimiento de la piel se debe a una multitud de factores. Unos son intrínsecos a nuestro organismo, e inevitables, y otros externos al mismo, y que podemos controlar en cierta medida. Dentro de los primeros, la genética juega un papel importante. Precisamente por eso no todo el mundo envejece de la misma forma.

También influye la edad biológica. El paso del tiempo es inevitable y la piel va perdiendo firmeza (por la disminución de colágeno, entre otras cosas) y aparecen las temidas arrugas. Por otro lado, los factores externos influyen en el estrés oxidativo de las células. Esto se refiere a las lesiones que sufren las células cutáneas debido a factores relacionados con nuestro estilo de vida.

Estos pueden ser la contaminación del entorno, el consumo de tabaco, alcohol y otras drogas, la alimentación, o la radiación solar. Una cosa está clara, si queremos prevenir y retrasar el envejecimiento de la piel, ¡debemos cuidarnos tanto por fuera como por dentro!

De todos los signos del envejecimiento, la exposición al sol es lo que más envejece nuestra piel, por eso es muy importante el uso del protector solar.

¿Qué son los tratamientos antiedad y cómo funcionan?

Los estudios muestran que los primeros signos de envejecimientos tienden a aparecer en la zona del rostro. Los tratamientos antiedad son los diferentes productos cosméticos que existen para tratar y prevenir estos signos de envejecimiento. Pueden ser desde piel apagada, flacidez, manchas, imperfecciones, arrugas o líneas de expresión, poros marcados, y muchas más condiciones.

Como veremos, existen numerosos tratamientos que nos ayudan a mantener una piel joven e hidratada, ¡eso sí, solo si se aplican con la frecuencia y de la manera adecuada!

Lo que todos estos tratamientos antiedad tienen en común es una composición rica en ingredientes con propiedades antioxidantes, hidratantes, fotoprotectoras o exfoliantes. Solo así podemos mantener la piel firme, hidratada y con un aspecto jugoso.

¿Cuál es el tratamiento antiedad más efectivo?

Esta quizás sea la pregunta del millón, pero por desgracia no tiene una respuesta correcta. Dependerá del tipo de piel de cada uno y sus necesidades. Por eso es muy importante elegir los productos que mejor se adecúen a lo que intentamos paliar o prevenir.

En líneas generales, lo recomendable es contar con varios productos que tengan diferentes funciones en tu rutina facial diaria. Estos son algunos de los más importantes:

Limpieza Aplica el sérum Hidratación Protección solar
Descripción Un limpiador adecuado para tu piel es crucial en tu rutina facial diaria y uno de los pasos más importantes. Limpiar la cara de toda la suciedad, cremas y contaminación a la que ha sido expuesta durante el día. Un buen sérum rico en antioxidantes eficaces como la vitamina C o la vitamina E, marcarán la diferencia en tu rutina. Además, le darán a tu piel luminosidad, unificando el tono y difuminando las manchas. Una crema eficaz durante el día para mantener la piel hidratada, y una crema de noche con algún principio activo interesante para tu piel. Una crema de protección solar es imprescindible durante todo el año en la rutina facial de día, ya que el fotoenvejecimiento es el principal factor de envejecimiento de la piel.
Modo de empleo Con una dosis en los dedos aplicar en el rostro, cuello y escote húmedos, y masajear durante unos minutos. En la rutina de noche se recomienda una doble limpieza. Utiliza 3-4 gotas en el rostro, el cuello y el escote, y aplicarlo a toques hasta su absorción. Lo ideal es aplicarla con movimientos circulares ascendentes, incluso dando un pequeño masaje para mejorar el drenaje linfático en el rostro. Después de tu rutina facial diaria en las mañanas, aplícate una buena dosis de protector solar en el rostro, el cuello y el escote. No te olvides de volver a aplicarlo durante las horas de sol.

Es más fácil de lo que parece, la única regla es aplicar primero los productos de textura ligera y después los de textura más densa. Una rutina facial como esta te permitirá retrasar la aparición de los signos de envejecimiento. Además de lucir una piel sin manchas, con mucha luz, un tono unificado y con una textura saludable. ¡Aunque eso sí, no vale con que lo hagas de vez en cuando! Solo con la constancia alcanzarás tus objetivos.

¿Por qué es recomendable realizarlos aunque no tengamos arrugas?

La respuesta es simple, la clave para ralentizar la aparición de los signos de envejecimiento es la prevención. Es muy importante empezar a cuidar nuestra piel desde edades tempranas. Los dermatólogos coinciden en que a partir de los 20 años es una buena edad para comenzar a tener una rutina de cuidado facial, para mantener tu piel hidratada y nutrida.

Una rutina facial constante retrasará la aparición de los primeros signos de edad. Normalmente son las líneas de expresión, la pérdida de firmeza y el tono en nuestra piel. Con el paso del tiempo, tendremos que ir añadiendo tratamientos antiedad que nos ayuden con el objetivo de prevención.

Los expertos coinciden en que a partir de los 30 años es cuando se deben empezar a utilizar tratamientos antiedad. Sin embargo, dependerá de cada caso. Porque es posible tener una piel más castigada incluso en la veintena. Lo ideal es que si tienes dudas te pongas en manos de un profesional que te asesore.

piedra de belleza

La prevención es la clave para retrasar los signos de envejecimiento, por eso es muy importante cuidar tu piel desde edades tempranas. (Fuente: Pixie: TxBQ7yLj6JU/ unsplash.com)

¿Qué ventajas y desventajas presentan?

Ya hemos mencionado algunas ventajas del uso de los tratamientos antiedad, a continuación te detallamos las principales ventajas y desventajas:

Ventajas
  • Actúan en las capas profundas de la piel
  • Mantiene la hidratación cutánea
  • Aumenta la producción de elastina
  • Unifica el tono de la piel
  • Fomenta la producción de colágeno
  • Mejora la elasticidad de la piel
  • Retrasa y alivia los signos de envejecimiento
Desventajas
  • Resultados a largo plazo
  • Algunos ingredientes no se recomiendan en embarazadas

¿Qué otros tipos de tratamientos antiedad hay y en qué consiste?

Aparte de los productos antiedad que todos conocemos (cremas, sérums, peelings o mascarillas) hay muchos otros tratamientos en el mercado de la cosmética y la cirugía que tienen el mismo propósito: mejorar el aspecto de nuestra piel. A continuación, te explicamos los más populares:

  • Peeling químico: Utiliza hidroxiácidos para eliminar las capas superficiales de la piel y así conseguir su renovación. Los beta-hidroxiácidos se usan en pieles grasas o acneicas, y los alfahidroxiácidos para pieles más secas.
  • Radiofrecuencia facial: Utiliza ondas electromagnéticas que penetran a las capas más profundas de la piel, activando la producción de colágeno y la eliminación de toxinas.
  • Láser y luz pulsada: Se emplea rayos láser o luz pulsada para estimular la producción de colágeno de la piel y así paliar imperfecciones, signos de expresión o arrugas leves.
  • Tratamientos de relleno: Los más populares con ácido hialurónico, sirven para reponer el volumen perdido, normalmente las zonas más comunes de hendidura son los pómulos, la oreja o el surco nasogeniano.
  • Toxina Botulínica: Tradicionalmente conocido como botox, esta toxina actúa atrofiando temporalmente el músculo de la zona que nos interesa para que se dejen de formar arrugas causadas por nuestras expresiones faciales.
  • Plasma rico en plaquetas: Se usan componentes de la misma sangre del paciente, una vez centrifugada, para inyectarlos en las zonas a tratar. Eso provoca una regeneración celular y la creación de colágeno y elastina.

Criterios de compra

A la hora de decidirte por un tratamiento u otro, es necesario que tengas en cuenta varios aspectos importantes como los que te detallamos a continuación:

Propiedades

Si estás pensando en alguno de los tratamientos antiedad mencionados, el primer paso es detectar qué necesidades tiene tu piel. Si no estás segura, lo mejor es consultar a tu dermatólogo. Una vez que tenemos claro eso, hay que seleccionar un producto que tenga las propiedades adecuadas para solucionar tu problema.

Por ejemplo, si lo que quieres es prevenir las arrugas y las manchas debes elegir una crema que tenga ingredientes activos como el retinol y además que tenga protección solar. En cambio, si lo que buscas es darle más luminosidad a tu piel, una buena opción serían productos que contengan antioxidantes.

serum natural

Para que los tratamientos antienvejecimiento sean efectivos es necesario aplicarlos de forma adecuada y ser constantes. (Fuente: Hume: 0MoF-Fe0w0A/unsplash.com)

Composición

Este aspecto es uno de los más importantes porque de ello depende que los resultados de los tratamientos sean satisfactorios y duraderos. También para evitar reacciones alérgicas o irritación.

Por eso, a la hora de elegir un tratamiento debes fijarte en el INCI (etiqueta con los ingredientes del producto). Por un lado, debes buscar sustancias que sabes que tu piel no tolera bien. Y, por otro lado, sustancias que sepas que son eficaces para prevenir o aliviar las arrugas. Por ejemplo, el ácido hialurónico, el retinol, la vitamina C o el FPS (factor de protección solar).

Recomendaciones

Como hemos visto, existen muchos tratamientos antiedad diferentes. Cada uno ofrece soluciones a problemáticas y necesidades distintas. Pero también es crucial que elijas productos que se adecúen a tu edad y, sobre todo, a tu tipo de piel.

Debes saber qué tipo de piel tienes, ya sea seca, mixta, normal, grasa, sensible o deshidratada. Con ello, elegir productos específicos para tu tipo de piel. En cuanto a la edad, no hay una edad específica para comenzar con tratamientos antiedad. De hecho, los profesionales del sector coinciden en que no es tan importante la edad como las necesidades que presente la misma.

Aplicación y uso

Otro aspecto fundamental es que una vez sepas qué tratamiento necesita tu piel, lo introduzcas en tu rutina diaria de la mejor forma posible. Lo ideal es que sirva de complemento y así se logren los mejores resultados posibles. Estos son los pasos que no pueden faltar en tu rutina:

  • Rutina de día: limpieza, hidratación (tratamiento antiedad antioxidante) y protección solar.
  • Rutina de noche: doble limpieza, hidratación (tratamiento antiedad con activos transformadores).

Resumen

Como ya hemos visto, existen muchos tratamientos para paliar el envejecimiento cutáneo causado por la radiación solar, la contaminación, el estrés, el paso del tiempo y otros factores. Ya sea en forma de cremas, sérum, o exfoliantes.

Lo que está claro es que una rutina facial diaria constante en el tiempo, que incluya los productos adecuados para tu tipo de piel, será, definitivamente, la mejor aliada a la hora de conseguir lucir una piel sana y radiante. ¿Te gustó nuestro contenido? Entonces deja tu comentario y comparte con tus amigas.

(Fuente de la imagen destacada: fizkes: 132121445/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones